Quiere consolidar el éxito de su coche eléctrico Leaf en la eNV200

Nissan exportará su nueva furgoneta a 20 países desde su planta de Barcelona

Ha supuesto una inversión de 100 millones de euros

Del Nissan Leaf se han vendido 110.000 unidades en el mundo

La planta de Nissan en Barcelona
La planta de Nissan en Barcelona

Coinciden en el tiempo la aprobación de las nuevas ayudas a los vehículos eléctricos con la próxima salida a la venta de la furgoneta eléctrica de Nissan eNV200. Con este modelo, el segundo exclusivamente eléctrico de la enseña japonesa, Nissan pretende reeditar el éxito en su segmento del Leaf, del que se han vendido 110.000 unidades en todo el mundo, “el vehículo eléctrico más vendido”, según explican desde la empresa. Es así en España, desde luego, donde en 2014 se han vendido 117 Nissan Leaf, de los 229 vehículos eléctricos comercializados en España hasta mayo.
La furgoneta se fabrica desde primeros de mayo en exclusiva en la planta de la enseña en la Zona Franca de Barcelona para todo el resto del mundo. Se producirá en España junto al resto de NV200 utilizando baterías fabricadas en la planta de Nissan en Sunderland, Gran Bretaña. Los paquetes de baterías se montan en Barcelona según un diseño específico para la e-NV200.
Ha supuesto una inversión de 100 millones de euros y la creación de unos 700 empleos, entre directos e indirectos. La compañía se ha comprometido a crear 1.000 puestos de trabajo en 2015, cuando ya estén en producción no sólo la nueva furgoneta NV200 y su homóloga eléctrica eNV200 sino también el recientemente presentado Nissan Pulsar, un turismo compacto y una nueva pick up que sustituirá a la Navara.
La utilización de la planta pasará del actual 75% y 124.000 unidades al año a casi el 100% y más de 200.000 vehículos (un 61% más). Sin embargo, todavía quedará hueco, en turnos de fin de semana, para un máximo de 50.000 unidades. La compañía invertirá unos 341 millones de euros en el global de operaciones de Nissan en España.
Las previsiones iniciales son ensamblar en Barcelona 20.000 unidades anuales de la e-NV200, que saldrá a la venta a un precio de 13.675 euros ya descontadas las ayudas del plan MOVELE 2014, que entró ayer en vigor. Las furgonetas eléctricas se benefician de unas subvenciones por compra de 3.000 euros si la distancia que recorre con el motor eléctrico es de hasta 40 kilómetros; unos 4.500 euros si la autonomía es de 90 kilómetros y de 6.500 euros si puede recorrer más de estos 90 kilómetros sin recargar. En el caso de la eNV200, podrá beneficiarse de los 6.500 euros, según los datos de la empresa. Estas ayudas, publicadas el miércoles en el Boletín Oficial del Estado, serán de aplicación para todos los vehículos eléctricos adquiridos desde el 1 de enero de 2014.
La producción inicial se exportará a 20 mercados internacionales, entre ellos Japón, de donde es originaria la marca, según datos de la empresa nipona. Más tarde se venderá en otros países “siguiendo la expansión de los mercados de vehículos eléctricos de Nissan”, afirmaron.
La eNV200 tendrá una versión de vehículo comercial ligero, una de pasajeros y otra de taxi eléctrico y será la propia ciudad de Barcelona la primera del mundo en introducir esta furgoneta como taxi eléctrico. “Se empieza a percibir el cambio” comenta Jean-Pierre Diernaz, Director de Vehículos Eléctricos de Nissan Europa. “Las ciudades europeas dictan normativas cada vez más severas contra las emisiones contaminantes”, afirma.