Abandona por "discrepancias" con la dirección
Funcionarios en una delegación de Hacienda.
Funcionarios en una delegación de Hacienda.

El jefe de Inspección fiscal desvincula su dimisión del 'caso Cemex'

Luis Jones mantenía una muy mala relación con el director de la Agencia Tributaria

Este nuevo episodio confirma el malestar que reina en el seno de la organización

El director de Inspección de la Agencia Tributaria, Luis Jones, ha emitido un comunicado en el que rechaza que la dimisión que presentó ayer tenga "relación con un expediente concreto o con un intento de injerencia de carácter político". Con esas palabras, Jones desvincula su decisión del caso Cemex. Dos semanas atrás la dirección de la Agencia Tributaria destituyó a Dolores Linares, jefa adjunta de Control Tributario y Aduanero, después de que la inspectora rechazara un recurso de la empresa Cemex contra una sanción millonaria. Este episodio provocó la dimisión posterior del jefe de la dependencia de Control Tributario de la Delegación de Grandes Contribuyentes, Ignacio Ucelay. 

Fuentes internas señalan que Jones tenía la intención de poner a una persona de su confianza para sustituir a Ucelay, sin embargo, su candidato fue vetado por la dirección de la Agencia Tributaria. Este hecho ha sido el detonante de la dimisión de Jones, un profesional muy respetado dentro de la Agencia Tributaria y que llegó al cargo de la mano de Beatriz Viana, ex directora del organismo que dimitió después de que un error en el DNI de la infanta Cristina provocara que se imputara a la hija del Rey operaciones inmobiliarias que nunca realizó. 

Fuentes internas de la Agencia Tributaria señalan que la relación de Jones con el director de la Agencia Tributaria, Santiago Menéndez, no era buena. De hecho, indican que el ya ex jefe de Inspección había decidido abandonar el cargo semanas atrás y retrasó su decisión para que no se vinculara al caso Cemex. Menéndez ha iniciado una profunda reestructuración en el seno de la Agencia Tributaria que ha creado malestar entre los funcionarios. Por otra parte, los últimos episodios muestran la existencia de facciones enfrentadas dentro del organismo. Algunas fuentes internas denuncian que ex altos cargos de la Agencia Tributaria y del Ministerio de Hacienda durante el anterior Gobierno socialista están instrumentalizando los relevos dentro del organismo para atacar a la dirección. En cualquier caso, otras fuentes señalan que Menéndez actúa de forma poco prudente y ha provocado un enorme malestar al aprobar numerosos cambios en cargos de perfil técnico. "Ha entrado como un elefante en una cacharrería", señala.

Normas
Entra en El País para participar