Enrique Lores. Vicepresidente mundial de HP

“HP estará en todas las pantallas; no damos la guerra por perdida”

Lanzará smartphones y smart TV, aunque prefieren hablar de equipos personales de diferentes tamaños

Enrique Lores, vicepresidente mundial de HP y director general del área de PC para empresas.
Enrique Lores, vicepresidente mundial de HP y director general del área de PC para empresas.

Enrique Lores es el español con más poder en la actualidad dentro de HP. Es vicepresidente senior de la compañía y dirige un negocio mundial que trae a la firma más de 20.000 millones de dólares al año (unos 16.000 millones de euros), el de PC para empresas. Bajo su dirección trabajan 2.000 personas y otras 4.000 más de manera indirecta. Pese a las críticas recibidas por la multinacional por su tardía entrada en las tabletas y su ausencia en smartphones, Lores asegura que “no dan la batalla por perdida” y avanza que HP estará “en todos los tamaños de pantalla”, desde smartphones a smart TV, creando valor para el cliente.

Pregunta. HP lleva varios años sufriendo, sobre todo por la crisis del PC. ¿Ve el final del túnel?

respuesta. Llevo 25 años en HP y en este tiempo he visto ciclos buenos y malos, y creo que lo que hace que la compañía salga de estos últimos es la combinación de su diversidad: de negocios (impresoras, PC, servidores y servicios), geográfica, y su presencia en consumo y empresas, porque cuando un área va mal otra lo compensa. Es cierto que hemos sufrido como compañía por la caída del mercado de PC, pues tiene mucho peso en nuestro negocio (40.000 millones de dólares, el 40% del total), pero empieza a haber sectores que vuelven a crecer y nosotros también lo haremos como compañía. El problema de HP es de crecimiento, no de rentabilidad, y en tecnología es importante crecer y es lo que no hemos hecho en los últimos años. Ahora esperamos crecimientos en servicios, networking y almacenamiento, y estamos reconstruyendo la dirección del área de PC para reenfocarnos y volver a crecer.

P. El mercado de PC ha caído a niveles que no se veían desde 1994. ¿Pasará esta crisis o vivimos un cambio de era?

r. Todo depende de cómo se entienda el PC. Si lo hacemos como un equipo de sobremesa o portátil con teclado, pantalla, software de Microsoft y procesador de Intel o AMD, este equipo no va a volver a crecer, pero si lo definimos como la herramienta que una persona va a usar personal y profesionalmente, esto sí crecerá. Está habiendo un proceso de transformación, una convergencia entre el teléfono y el ordenador de sobremesa, y veremos nuevos formatos, tamaños, modalidades de trabajo que harán que la categoría en sí vuelva a crecer. Hasta 5 pulgadas estarán lo que entendemos por teléfonos; de 5 a 7 pulgadas, las tabletas; de 11 a 13, los equipos convertibles que pueden usarse como tableta y PC; por encima de 13, el portátil tradicional, y con más de 15 el PC de sobremesa. Y HP estará en todos los tamaños de pantalla.

"No podemos estar en el mercado de equipos personales sin presencia en móviles. HP puede traer a este segmento como cosa única la combinación de equipos muy atractivos diseñados para el consumidor pero que a la vez pueda cumplir con todos los requerimientos de los departamentos de TI de las empresas”

P. Entonces, ¿confirma que vuelven al mercado de smartphones?

r. Ya lo anunció Meg Whitman [consejera delegada de HP] hace unos meses. No podemos estar en el mercado de equipos personales sin presencia en móviles. Lo que no hemos desvelado es cuando entraremos y con qué tipo de teléfonos, pero no puedo avanzarle detalles.

P. ¿Pero será en 2013?

r. No, durante este año seguro que no.

P. ¿Y qué aportará HP para ser relevante en un mercado tan difícil?

r. Lo que HP puede traer como cosa única son equipos muy atractivos diseñados para el consumidor pero que a la vez puedan cumplir con todos los requerimientos de seguridad y mantenimiento que las empresas van a requerir. Y este mix de producto que el cliente quiere utilizar pero que a la vez los departamentos de TI quieren conectar, sorportar y mantener, pensamos que es la combinación única que nosotros tenemos.

P. ¿Esto debe interpretarse como que van a volcar su negocio de smartphone hacia el mundo de la empresa?

r. No. Iremos a consumo y empresas. Pero vemos que hoy menos del 10% del uso que se hace de los smartphones es como teléfono; el 90% restante es para acceder a redes sociales, correo, aplicaciones... así que pensamos que no es tanto un teléfono sino un dispositivo de alta movilidad que forma parte de ese continuo de equipos personales de diferente tamaño del que hablé antes y que las personas queremos tener.

“HP estará en todas las pantallas; no damos la guerra por perdida”

“El mercado del PC se está transformando. Durante años, el factor de éxito para crecer estaba en ser el mejor integrador, pero esto ha cambiado y ahora  lo que nos va a hacer triunfar son las innovaciones que seamos capaces de introducir en los productos, y nuestra ventaja es que nos podemos apalancar en todas las tecnologías que tiene HP en servidores, software, almacenamiento, networking”

P. ¿Y apostarán por smartphones con Windows Phone, Android o Firefox OS?

r. Sobre esto no puedo decir nada, pero nuestra política actual es que vamos a cubrir todos los sistemas operativos que pensamos que los clientes puedan necesitar. Ya lo hacemos desde hace algunos meses en ordenadores, donde hemos introducido equipos con Chrome y Android y es algo que seguiremos haciendo.

P. ¿HP va a ser agnóstica en cuanto a sistemas operativos?

r. Agnóstica no sé si es la palabra, pero como le decía hemos empezado a trabajar con otros sistemas operativos y lo lógico es que si lo hemos hecho en el PC [ordenadores y tabletas] lo hagamos en todos los segmentos donde estemos.

P. En el primer trimestre, Lenovo se quedó a 0,4 puntos porcentuales de HP en el mercado mundial de PC. ¿Dan por perdido el liderazgo? ¿Han perdido los fabricantes estadounidenses la guerra frente a los asiáticos?

r. No damos la guerra por perdida. Al contrario, seguimos apostando por ser los líderes. Para HP el negocio del PC es muy importante y no vamos a dejar de invertir en el. Es más, cuando hay una transformación en un mercado —y en este la hay— existe una oportunidad de dar valor al cliente de una manera diferente y crecer, y en eso estamos. HP no solo va a centrarse en dar todo ese abanico de equipos que decía antes sino que añadiremos soluciones y servicios alrededor de ellos, algo en lo que no invertimos suficiente en el pasado. Queremos ofrecer la solución más completa.

P. ¿Cuál es su percepción sobre Windows 8? ¿Y cómo es hoy la relación de HP con Microsoft, tras lanzar esta su propia tableta?

r. Windows 8 es una solución que aporta mucho valor cuando el cliente usa un sistema táctil y conforme crezca la penetración de equipos táctiles irá creciendo la de W8. HP da en sus equipos de consumo Windows 8 por defecto y en los comerciales ofrecemos tanto W8 como Windows 7 y seguiremos haciéndolo. Microsoft es un partner clave para nosotros y seguirá siéndolo, pero su software no va a ser el único que incorporemos a nuestros equipos, y entendemos que ellos pueden introducir hardware cuando crean que pueden dar una mejor solución a sus clientes.

P. ¿Pero debió ser duro ver a un viejo socio convertido en competidor?

r. Bueno, ya lanzaron hace tiempo un equipo de juegos [la Xbox] y nosotros teníamos PC solo para jugar. En el mercado de la tecnología es muy difícil tener una compañía que solo es partner; ellos nos necesitan y nosotros a ellos; es una necesidad de mutuo beneficio, pero hay que acostumbrarse a competir y cooperar.

P. ¿Cuál va a ser la estrategia de HP en el mercado de tabletas?

r. Tenemos una con Windows para empresas y en unas semanas saldrá la versión de consumo, y tenemos otra para este mercado con Android. La estrategia es tener tabletas de consumo y para empresas, y con Android y Windows. También tenemos dispositivos convertibles e híbridos que funcionan como tableta y portátil. Por eso no vemos tanto un mercado de tabletas y otro de PC, sino un mercado de equipos de computación personal con distintos tamaños de pantalla.

P. ¿Llega tarde HP al mercado de las tabletas y smartphones, donde Samsung y Apple tienen un aplastante dominio?

r. Si me pregunta si llegamos tarde a ofrecer un teléfono como el que está dando Samsung hoy, sí va a ser muy difícil competir con uno exactamente igual, pero si mira la velocidad con la que está cambiando el mercado en cuanto a modo de uso y a las tecnologías disponibles, no lo creo. Si hay algo bueno en el mundo de la tecnología es que cada 3-4 años hay cambios fundamentales que hace que lo que hoy es casi impensable igual en ese plazo es el estándar.

Enrique Lores, vicepresidente mundial de HP.
Enrique Lores, vicepresidente mundial de HP.

"No llegamos tarde al mercado de tabletas ni de smartphones. La velocidad de esta industria es tal que ninguna compañía puede decir que está en este mercado y que nadie va a lograr desbancarla”.

P. Vamos, que apuntan a ser un líder en tablets y smartphones en ese plazo.

r. (Risas). Yo no he dicho eso, pero la velocidad de cambio es tan grande que no creo que ninguna compañía pueda decir que está en este mercado y que nadie va a poder desbancarle. La prueba es Nokia y Apple y Samsung… quién le hubiera dicho a Apple hace tres años que hoy no iba a ser la líder en smartphone. Esto da idea de qué puede pasar.

P. ¿Y cómo van a lograr que HP sea vista como una empresa cool? Porque los dispositivos personales empiezan a ser vistos como productos de moda.

r. Estamos cambiando completamente cómo diseñamos los dispositivos. Durante años, el mercado de PC crecía y lo que nos hacía ganar cuota era ser el mejor integrador, el más rápido y el más grande. Esto ha cambiado; también nuestro foco. Ahora lo que hará que triunfemos son las innovaciones que seamos capaces de introducir en el producto, que logremos que sea el más atractivo, el más seguro, el más fácil de controlar, y ahí nuestra ventaja es que podemos apalancarnos en todas las tecnologías que tenemos en el resto de la compañía (de servidores, almacenamiento, software...). También hemos creado un equipo nuevo de diseño que está trabajando en la estética de los dispositivos, en sus materiales (para que sean agradables al tacto) y en cómo se van a utilizar los equipos, porque los PC de hoy no tendrán nada que ver con los de dentro de 12 meses.

P. HP ha dicho que va a lanzar PC que se manejarán con los gestos.

r. Sí, portátiles y de sobremesa y será a final de año. Va a haber un cambio en cómo nos comunicamos con los equipos. Habrá interfaces de voz y tridimensionales, de manera que una cámara te reconocerá y entenderá tus movimientos.

P ¿Planean entrar en el mercado de las smart TV?

R Sí, pero no sé si lo llamaría smart TV. Es algo diferente. Ahora, cuando pensamos en un dispositivo personal pensamos en el equipo que llevamos con nosotros, pero en 3-5 años lo importante será cómo un dispositivo te identificará y al hacerlo pasará a ser tu equipo. Pienso en las pantallas de la sala de espera de un aeropuerto o en las de los asientos de los aviones. También cuando llegues a casa, te sentarás y tu televisor te reconocerá y podrás utilizarlo para uso personal y profesional. ¿Smart TV? Bueno, todo al final pasa a ser otra pantalla más y otra forma de acceder a la web.

P ¿Se ha planteado HP alguna adquisición para ir más deprisa en el área de smartphones y tabletas

R No hay nada concreto, y no digo que ni que sí ni que no, pero no es algo descartado. Las compras es algo que siempre se mira.

P ¿Y qué explicación ve a lo que pasó con Palm/WebOS? ¿Fue un error de compra de HP o fallaron en no saber cómo explotar esta plataforma? ¿Por qué rechazaron entrar en el negocio del móvil por esta vía?

R La decisión de no continuar invirtiendo en Palm fue una decisión de portafolio y financiera. En agosto de 2011, el consejero delegado en ese momento prefirió invertir en el área de software y big data (con la adquisición de Autonomy) en lugar de en teléfonos móviles y tabletas. Las dos inversiones iban a requerir un esfuerzo importante y no pensó que la compañía pudiera hacer frente a las dos a la vez.

Normas