_
_
_
_
_
Breakingviews
Columna
Artículos estrictamente de opinión que responden al estilo propio del autor. Estos textos de opinión han de basarse en datos verificados y ser respetuosos con las personas aunque se critiquen sus actos. Todas las columnas de opinión de personas ajenas a la Redacción de EL PAÍS llevarán, tras la última línea, un pie de autor —por conocido que éste sea— donde se indique el cargo, título, militancia política (en su caso) u ocupación principal, o la que esté o estuvo relacionada con el tema abordado

Difusa oportunidad para Microsoft

Microsoft está organizando una reaparición en China. El mayor fabricante de software del mundo espera utilizar las novedades tecnológicas como la nube y los dispositivos móviles para conseguir aparecer de nuevo en un mercado donde el beneficio ha sido escurridizo.

China ha sido una trampa de la piratería para Microsoft: muchos utilizan sus productos, pero pocos pagan. El fundador Bill Gates argumentó que prefería ver a los usuarios chinos robaran sus productos que los de otra persona, y le tomaron la palabra. El consejero delegado, Steve Ballmer, se quejó de que Microsoft genera menos ingresos en China que en los Países Bajos.

La nube y los servicios móviles podrían ser un antídoto. Windows Azure, la plataforma de cloud computing de la compañía, está lista para ser lanzada en junio, y la esperanza es que la piratería no sea tan problemática en esta división, donde empresas y desarrolladores almacenan datos y software en servidores de terceros en lugar de en PCs locales. En el sectot móvil, los sistemas operativos tienden a ser preinstalados por los fabricantes, lo que crea un mayor control sobre quién usa qué.

Los servicios en la nube y los móviles podrían ser un antídoto para los problemas de Microsoft en China

Sin embargo, la competencia es feroz. Alibaba, que ya ocupa más del 80% del comercio online, tiene grandes esperanzas para su propio servicio en el mismo ámbito. Se espera que los ingresos por servicios de “nube pública” crezcan hasta los 3.800 millones de dólares de aquí a 2020, según Forrester, eso sigue siendo menos de la mitad de la estimación del mercado de software ilegal en China, según la Business Software Alliance. En cuanto a los móviles, el sector está dominado por las versiones del sistema operativo Android de Google.

Microsoft también puede escapar de la trampa de la piratería para caer en una cuestión política. Los extranjeros no están autorizados a ofrecer “servicios de telecomunicaciones de valor añadido” por sí mismos, por lo que debería compartir los beneficios con un socio local. Dadas las características de la nube en el plan del gobierno chino, es probable que el mercado gire a favor de los agentes locales. Eso hace que las posibilidades de convertir al país en una gran fuente de ingresos para Microsoft se vean bastante difusas.

La agenda de Cinco Días

Las citas económicas más importantes del día, con las claves y el contexto para entender su alcance
Recíbela

Archivado En

_
_