Pierde 977 millones por distintas operaciones de saneamiento

Sacyr rebaja otro euro por título su paquete en Repsol y lo contabiliza a 20,2 euros

El grupo mantiene el ebitda por encima de los 500 millones

Sin provisiones ni deterioros debería ganar 90 millones

Mejora en las ventas en el cuarto trimestre

Los negocios no han ido mal dentro del actual contexto de crisis, salvo en construcción nacional y la actividad inmobiliaria, y Sacyr ha mantenido el ebitda en 506 millones, en términos semejantes al de 2011 (523 millones).

Al cierre de 2012 el beneficio neto debería ser de 90 millones, pero en el grupo ha insitido en el saneamiento de su balance y ha sumado pérdidas por 977 millones. Responsables, la puesta en valor razonable de la participación en Repsol y provisiones por activos de energía, inmobiliarios y concesiones.

Tras la expropiación de YPF en el primer semestre, Sacyr se vio obligada a ajustar el valor de su participación (9,7%), bajando el valor en libros de la acción de la petrolera de 28 a 21 euros. Un ejercicio en el que ha incidido en este cuatro trimestre dejándolo en 20,2 euros. La petrolera cerró ayer en 16,3 euros y Sacyr compró en 2006 un 20% de la empresa a una media de 26,7 euros. El equipo directivo no quiere nuevas sorpresas en 2013, cuando se tartará de volver a contar beneficios.

Las venta del grupo que preside Manuel Manrique han descendido un 5,4%, hasta 3.613 millones, cifra de la que un 41% viene del exterior (52% en el caso de construcción), pero Sacyr ve un rayo de luz en la evolución de la cifra de negocio en el último trimestre, cuando se cosechan 964 millones y se mejora en un 21% la cifra del mismo periodo de 2011.

La cartera de ingresos futuros es de 40.232 millones, cifra obtenida en un 55% fuera del mercado nacional (un 6% más que en 2011). Las concesiones y el negocio de servicios aportan un 79% de esa cartera.

Por divisiones, Construcción factura un 19% menos, quedando en 1.975 millones, lastrada por una menor actividad en España y Portugal. Su ebitda cae un 18%, hasta 115 millones y el margen de explotación se mantiene en el 5,8%.

Sacyr Concesiones factura 267 millones en 2012 por menores ingresos en construcción. Estos alimentaron con 302 millones unas ventas que se fueron a los 444 millones en 2011. Los ingresos por peajes de este área de negocio llegan a los 160 millones, un 14% más que en el pasado ejercicio. El ebitda de Sacyr Concesiones es de 94 millones y el margen bruto de explotación se sitúa en el 58,6%.

Testa mantiene los 251 millones de ingresos y un ebitda creciente de 218 millones, que deja un margen bruto del 79%. Su beneficio neto es de 60,6 millones y el nivel de ocupación de los inmuebles es del 97%.

Servicios, representada por la filial Valoriza, mejora un 13% en ventas (1.123 millones), mientras el ebitda avanza un 13% (178 millones).

Vallehermoso, por último, eleva las ventas a 190 millones, un 6% más, de los que 132 millones derivan del negocio residencial, 53 millones de suelo y 5 millones de la prestación de servicios. La filial ha vendido 509 viviendas este año y tiene en stock otras 710 unidades.

Normas