"Solo cabe progresar cuando se piensa en grande", dice el presidente

Rajoy defiende su "proyecto reformista muy difícil y sin precedentes"

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha asegurado este jueves que España es un país "solvente y fiable" embarcado "en un proyecto reformista muy difícil y sin precedentes", y ha subrayado que no le faltará "determinación" para lograr el "éxito" de ese proyecto.

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha acudido a la toma de posesión del Alto Comisionado para la Marca España , Carlos Espinosa de los Monteros, ha señalado que trabajará para que España vuelva a estar a la "altura del país que representa". "Nuestro éxito va a ir de la mano de nuestra determinación", ha proclamado.

Un día después de anunciar duros recortes en el Congreso de los Diputados, el jefe del Ejecutivo ha hecho hincapié en el proyecto reformista "sin precedentes" en el que está inmerso España. "Sólo cabe progresar cuando se piensa en grande y solo es posible avanzar cuando se mira lejos", ha dicho, parafraseando al filósofo y ensayista José Ortega y Gasset.

Rajoy ha hecho estas manifestaciones en la toma de posesión del Alto Comisionado para la Marca España , Carlos Espinosa de los Monteros, quien ha señalado que la imagen del país se ha "deteriorado" en los últimos años y ha añadido que intentará "recuperarla". Al acto, que ha tenido lugar en el Palacio de la Moncloa, han asistido los ministros de Exteriores, Defensa e Interior, José Manuel García Margallo, Pedro Morenés y Jorge Fernández Díaz, así como numerosas personalidades.

En su intervención, Rajoy ha afirmado que la huella de España es "imborrable" en el mundo. "Ahora nos esperan grandes pasos. Dejemos detrás de nosotros grandes huellas, ése debe ser el reto", ha enfatizado, para destacar la "fortaleza" de España como país y apelar a la unión de todos más allá de ideologías.

En este sentido, ha insistido en que la "importancia de los activos y las potencialidades de España", como su lengua, su cultura o su patrimonio, urgen a hacer de la Marca España "una apuesta estratégica capaz de unir a todos más allá de divisorias ideológicas". A su entender, se trata de "sumar fuerzas y talentos" para "poner en valor la imagen que, como país de éxito, atesora España".

El jefe del Ejecutivo ha subrayado que este proyecto común tiene el alcance de una política de Estado, ya que "no hay consenso mayor que dar a España la posición que se merece" a lo largo de la historia. A su entender, las "fortalezas" de España constituyen un "tesoro de incalculable valor" en el mundo.

Así, ha apostado por la construcción de una "imagen global" del país que consolide la Marca España, haciendo una "marca atractiva" en la que sean "perfectamente reconocibles" su capacidad artística, la pujanza de su idioma y su cultura, pero sin olvidar las características de un país "plural", "emprendedor", "tecnológicamente avanzando", "líder en turismo, con dinamismo empresarial o "éxitos" deportivos. A esas señas de identidad, ha continuado, hay que añadir "el carácter y valores de una sociedad abierta, acogedora y tolerante".

Con este objetivo, Rajoy ha explicado que se ha creado el Alto Comisionado para "garantizar la exitosa consecución de los propósitos de este gran proyecto" de la Marca España, que constituye un "componente fundamental de toda la acción del Estado". Tras elogiar la labor que realizan las compañías españolas en el exterior, ha asegurado que el Gobierno está dispuesto a "consolidar" la credibilidad que han ganado a pulso el sector empresarial.

En su discurso, Espinosa de los Monteros ha agradecido al Gobierno la confianza que ha depositado en él para esta responsabilidad. "Me siento enormemente honrado y orgulloso de esta designación. Vengo con la ilusión y el espíritu de un joven y con la experiencia de un veterano", ha declarado, para añadir que asume este trabajo como "una misión de Estado".

Según Espinosa de los Monteros, la imagen de España se ha "deteriorado" en los últimos años y se ha comprometido a "recuperarla" con la ayuda de todos. "Tenemos que recuperar la confianza, la fiabilidad y el respeto -ha indicado-. A eso voy a dedicar mi esfuerzo, procurando integrar en ese proyecto a todo el mundo".

Ha admitido que en los últimos tiempos los españoles hablan de la prima de riesgo y ha dicho que hasta su portera habla de este asunto. "Quiero volver a hablar del tiempo con la portera y quiero que este país recupere la ilusión, aumente la autoestima y piense que España es un gran país que tiene muchas cosas que ofrecer al mundo", ha resaltado.