Pide sin demoras ajustes adicionales

La UE aprueba oficialmente la relajación de calendarios

La UE pide al Gobierno que adopte "sin demora" ajustes "adicionales" a cambio de relajar el déficit. Refuerza la vigilancia sobre España con controles trimestrales sobre la situación presupuestaria.

Los ministros de Economía de la UE han pedido hoy al Gobierno de Mariano Rajoy que adopte "sin demora" ajustes "adicionales" en 2012 para compensar las desviaciones presupuestarias registradas en la primera mitad del año.

Esta es una de las condiciones que el Ecofin exige a España a cambio de la concesión este martes de una prórroga de un año, hasta 2014 en lugar de 2013, para corregir su déficit excesivo y situarlo por debajo del umbral del 3% del PIB.

Con la relajación del calendario de ajuste fisca aprobada este martes por los Veintisiete, los nuevos objetivos de déficit son el 6,3% este año (en lugar del 5,3% previsto hasta ahora), el 4,5% en 2013 (en lugar del 3%) y el 2,8% en 2014.

"A la luz de los recientes resultados presupuestarios relativos a los primeros meses de 2012, las autoridades españolas deberán adoptar sin demora medidas adicionales en 2012 a fin de garantizar la realización de los planes presupuestarios para este año", afirma la recomendación aprobada por los ministros.

En concreto, las autoridades españolas deberán lograr una mejora del saldo presupuestario estructural del 2,7% del PIB en 2012, el 2,5% del PIB en 2013 y el 1,9% del PIB en 2014.

Para conseguirlo, además de los ajustes adicionales, el Ecofin pide que se aplique de forma estricta el presupuesto y los planes de reequilibrio de las comunidades autónomas y que el Gobierno presente a finales de julio un plan presupuestario plurianual para 2013 y 2014. En él deberá especificar plenamente "las medidas estructurales necesarias para lograr la corrección del déficit excesivo".

Además, el Ejecutivo de Mariano Rajoy deberá estar preparado para "adoptar nuevas medidas si llegaran a materializarse los riesgos que pesan sobre los planes presupuestarios y acelerar la reducción del déficit en 2013 y 2014 si las condiciones económicas o presupuestarias resultaran mejores de lo esperado".

El Ecofin ha accedido a flexibilizar las metas presupuestarias para España por considerar que el Gobierno de Mariano Rajoy ha adoptado ya "medidas eficaces" para cuadrar las cuentas públicas y por el "empeoramiento significativo de la situación económica en España", según explicó el primer ministro luxemburgués, Jean-Claude Juncker. VIGILANCIA REFORZADA.

Como contrapartida, el Eurogrupo intensificará la vigilancia sobre España. Para empezar, le da al Gobierno un plazo de tres meses para adoptar "medidas eficaces" que permitan cumplir los nuevos objetivos. Además, "las autoridades españolas deberán informar sobre los progresos realizados en la aplicación de estas recomendaciones cada tres meses".

Finalmente, la UE pide a España "aplicar estrictamente las nuevas disposiciones de la ley de estabilidad presupuestaria relativas a la transparencia y el control del presupuesto" y "seguir de cerca el cumplimiento de los objetivos presupuestarios a lo largo del año por todos los niveles de la administración".

Y exige la creación de una "institución presupuestaria independiente con la misión de controlar la política presupuestaria y proporcionar análisis y asesoramiento en este ámbito".