Anticipa saneamientos por 1.139 millones

Bankia ganó 309 millones, el 13% menos

Bankia obtuvo un beneficio neto atribuido de 309 millones en 2011, ejercicio en el que realizó un esfuerzo de provisiones de 3.692 millones, de los que 1.139 millones corresponden a los nuevos saneamientos exigidos por el decreto ley aprobado por el Gobierno.

Imagen del logotipo de Bankia
Imagen del logotipo de Bankia

Este beneficio supone un descenso del 13% en relación a los resultados proforma del año anterior, pero arroja un crecimiento del 14% si se excluye el efecto de las dotaciones a provisiones realizadas por la nueva normativa. El impacto total de las provisiones son 3.400 millones, según el hecho relevante remitido hoy a la CNMV.

La entidad que preside Rodrigo Rato precisó que al dotar 1.139 millones de euros por la nueva normativa en el ejercicio 2011 ha adelantado el 34% de las nuevas exigencias de provisiones. "Bankia y BFA cumplirá con todos los saneamientos impuestos sin necesidad de ayudas", aseguró hoy el presidente, Rodrigo Rato, en la rueda de prensa, informa Miguel M. Mendieta.

El conjunto del grupo Banco Financiero y de Ahorros (que incluye a la filial cotizada Bankia y a su matriz BFA, donde quedó buena parte del crédito inmobiliario de riesgo) deberá realizar un saneamiento total a consecuencia de la reforma financiera por 5.070 millones de euros: 3.396 millones en provisiones brutas más 1.674 millones de euros a cargo de recursos propios. Y una vez descontado el esfuerzo en saneamiento con cargo a 2011, por 1.139 millones de euros, las provisiones pendientes para 2012 quedan en 2.257 millones de euros. Por el lado del capital, BFA asegura que cuenta con una capacidad de generación de capital por 8.000 millones de euros, lo que avala la afirmación de Rato de que el grupo financiero podrá cumplir con las exigencias sin necesidad de ayudas.

La tasa de morosidad de Bankia se situó en el 7,63% (por encima de la media del sector), con un ratio de cobertura del 45,1% a cierre del ejercicio, en el que la entidad ha acelerado la venta de activos inmobiliarios, hasta alcanzar 4.285 unidades vendidas por 567 millones de euros. Los recursos de clientes en balance crecieron un 2,1%, hasta 211.378 millones.

Además, Bankia precisó que ha completado su plan de integración en la mitad del tiempo previsto, con el cierre de 817 oficinas (-20%) y la reducción de la plantilla en un 16%, lo que ha supuesto la salida de 3.833 empleados.