Sorpende al mercado

Draghi se estrena bajando los tipos en un cuarto de punto, hasta el 1,25%

El nuevo presidente del Banco Central Europeo (BCE), Mario Draghi, ha dado un golpe de efecto y no ha mantenido los tipos de interés como estimaban los analistas. El italiano ha cogido el testigo de Trichet bajando los tipos en 25 puntos básicos hasta el 1,25% para ayudar al crecimiento ante el recrudecimiento de la crisis de deuda en la eurozona y las malas perspectivas económicas.

Mario Draghi, presidente del BCE
Mario Draghi, presidente del BCE

Al sucesor de Jean-Claude Trichet al frente del BCE no le ha temblado el pulso a la hora de bajar los tipos de interés. No ha esperado. Ya en su estreno ha metido la tijera y ha recortado las tasas rectoras en 25 puntos básicos, hasta el 1,25%, sorprendiendo a los mercados y contradiciendo las previsiones de la mayoría de los analistas, que retrasaban la bajada hasta diciembre o incluso enero. Corrige así en parte las dos subidas aplicadas este año.

Draghi ha optado por alejarse de la línea ortodoxa de Trichet de control de la inflación por encima de todo y da un balón de oxígeno a la maltrecha economía. La crisis de deuda se ha agravado en Europa por los problemas en Grecia y amenaza la estabilidad del euro. La tormenta en la zona euro ha desatado la incertidumbre en los mercados y avivado los temores a una quiebra helena. Draghi trata así de insuflar confianza y aliviar las las malas perspectivas económicas que apuntan a una recaída en la recesión.

Draghi dijo que se mantiene un elevado nivel de incertidumbre sobre el crecimiento económico de la zona del euro después de que el consejo de gobierno decidiera "por unanimidad" bajar los tipos. El presidente del BCE alertó de que se han intensificado los riesgos a la baja para el crecimiento económico y que algunos de estos peligros se han materializado, por lo que es muy posible que se produzca una revisión a la baja de los pronósticos de crecimiento del producto interior bruto (PIB) real en 2012.

"En este entorno, deberían moderarse las presiones sobre los precios, los costes y salarios en la zona del euro; la decisión de hoy tiene en cuenta esto", según Draghi.

La institución europea informó en Fráncfort de que también bajó la facilidad marginal de crédito por la que presta dinero a los bancos durante un día, hasta el 2%, y la facilidad de depósito, por la que remunera el dinero, hasta el 0,5%.