El selectivo cede un 2,92% y el diferencial alcanza los 351 puntos

El Ibex empaña el cierre de su mejor mes desde enero

El selectivo cae un 2,92% y no logra salvar la barrera de los 9.000 puntos (8.954,9), cerrando de esta forma su mejor mes desde enero, en el que se ha apuntado un 4,78%. La euforia que causó el acuerdo de los líderes europeos para atajar la crisis de la deuda ha sido efímera, la banca europa se desploma y la incertidumbre vuelve a adueñarse de unos parqués que, desde hace meses, no conocen el término medio.

La prima de riesgo se dispara
La prima de riesgo se dispara

Vuelve el pesimismo y persiste la volatilidad en los mercados. Las Bolsas reaccionan con excesiva euforia a los estímulos positivos y con un hondo pesimismo a la incertidumbre. Hoy toca lo segundo: los parqués se han teñido del rojo de las pérdidas mostrando su escepticismo ante los acuerdos europeos tras la euforia del viernes. El Ibex no ha sido menos, y aunque ha mantenido unas pérdidas algo superiores al 1% durante gran parte de la sesión, se ha unido a la intensa espiral bajista del resto de Europa, cayendo un 2,92% hasta los 8.954,9. Una barrera, la de los 9.000, que ha estado en el alambre durante toda la sesión para finalmente caer e infundir pesimismo en el nuevo mes que empieza.

Las pérdidas de nuestro selectivo han tenido dos protagonistas: Gamesa y la banca. La primera, por su estrepitosa caída del 9,59%, después de que su principal competidor en la fabricación de aerogeneradores, la danesa Vestas, haya anunciado que no cumplirá con los objetivos de facturación para este año. Esta ha tenido su correctivo en la bolsa de Copenhague, cayendo un 23%, y ha contagiado a la española.

Por otro lado, la banca ha sufrido un día de pérdidas, arrastrada por las dudas que suscita la aplicación de las reformas aprobadas el jueves de madrugada. BBVA y Santander, las principales entidades del Ibex, se han dejado un 5,26 y un 3,86% respectivamente, mientras que el resto de bancos también han registrado comportamientos negativos: Popular se deja un 4,69%, Sabadell y Caixabank más de un 3%, Bankinter un 2,41% y Bankia, el que menos, apenas medio punto.

BBVA 5,59 -0,76%
SOCIETE GENERALE 37,85 0,00%
IBEX 35 9.512,80 -0,81%

En el resto de plazas europeas las ventas han sido el denominador común, pero más acentuadas en el parqué italiano, que cede un 3,82%, debido a la tensión que ha vivido su deuda en el día de hoy, con la prima de riesgo en 407 puntos básicos, máximo histórico desde la entrada del euro, y el bono a diez años por encima del 6,1%. Además, se ha conocido el dato de paro, que subió hasta el 8,3%, el máximo de los últimos diez meses. Los bancos italianos son los principales castigados en el MIB: Intesa cede un 7,39%, Montepaschi más de un 6% y Unicredit y Banco Popolare di Milano más de un 5,5%. Destaca el desplome de Fiat, del orden del 8,38%, después de que su CEO, Sergio Marchionne, haya hecho pública su intención de trasladar la producción fuera de Italia si los sindicatos no aceptan las nuevas condiciones para mejorar la productividad. La cotización de la división industrial también ha sufrido un importante recorte, del 7,89%.

Frankfurt y París han seguido a Milán en las pérdidas. El Dax germano se deja un 3,23%, con fuertes caídas de sus dos principales bancos: Commerzbank pierde un 8% y Deutsche un 7,58%. La banca francesa también ha arrastrado a su índice (-3,16%): Société y BNP se han desplomado un 9,79% y un 9,63% respectivamente, por un 7,86% Crédit Agricóle.

La banca espera expectante la forma en que la eurozona podrá ampliar el fondo de rescate hasta el billón prometido. Las dudas son muchas y de ahí el hundimiento generalizado de los principales bancos. Europa busca apoyos externos, pero solo Rusia se ha mostrado a favor de invertir más de 7.000 millones con la ayuda de los instrumentos que el FMI pone a su disposición. Por su parte, Japón se ha limitado a decir que comprará deuda del EFSF mientras que China se ha limitado a decir que apoya la estabilización de la zona euro, y en voz de su presidente, Hu Jintao, que está convencida de que "Europa tiene la sabiduría y la competencia para superar las actuales dificultades".

En el mercado de deuda, los temores vuelven a escena, pese a que el BCE intentaba alejarlos con la compra de deuda española e italiana. La prima de riesgo española ha pasado gran parte del día por encima de los 350 puntos básicos, y la rentabilidad del bono a diez años en un 5,54%.

En cuanto al mercado de divisas, la noticia del día ha estado en Japón. Allí, el gobierno nipón ha decido intervenir para frenar la fuerte escalada del yen que ha registrado su mayor ascenso desde la Segunda Guerra Mundial. Minutos antes de la intervención, el billete verde llegó a intercambiarse a 75,32 yenes. Con esta ya son cuatro las actuaciones emprendidas por el ejecutivo japonés en el mercado de divisas desde septiembre del año pasado, la última de ellas se produjo en agosto. Gracias a ello, el valor del dólar escala más de un 2,5% respecto a la divisa nipona, que se cambia a 77,88 dólares, el mayor nivel desde el mes de mayo. El euro, en cambio, pierde algo de fuelle y se cambia por 1,40 dólares, un 1% menos que en el cierre de la semana pasada.

La mala jornada en Europa también se ha dejado sentir en el valor del euro, que ha bajado hoy frente al dólar y perdió los 1,40 dólares (1,392, -1,58%) tras la intervención del Banco de Japón.