Para no reducir financiación

Baleares rechaza el impuesto de patrimonio pero lo aplicará

El portavoz del Govern balear, Rafael Bosch, ha asegurado que el ejecutivo balear "no comparte" la decisión del Gobierno central de volver a poner en marcha el Impuesto de Patrimonio pero lo estudiará y lo aplicará si no hacerlo supone una mengua de ingresos en materia de financiación autonómica.

"No lo compartimos, pero podría ser que en su determinación y aplicación pudiera afectar a la financiación de las comunidades autónomas, con lo que tendríamos que valorar si para no perder ninguna capacidad de ingresar, para no menguar nuestro ingresos como comunidad autónoma, lo tendríamos que aplicar", ha asegurado el portavoz del Ejecutivo balear en la rueda de prensa posterior al Consell de Govern.

El conseller ha puntualizado que el Govern estudiará qué puede suponer la no aplicación del impuesto una vez que ha sido aprobado por el Consejo de Ministros y decidirá al respecto cuando sepa cómo puede afectar a la comunidad. "Tendrá que estudiarse como incide en el sistema de financiación para que tampoco tengamos mengua de ingresos", ha insistido Bosch, que ha declarado que el Govern priorizará no menguar su financiación aunque "como principio" no está a favor de reintroducir el Impuesto de Patrimonio.

Bosch ha explicado que el Govern rechaza que este impuesto sea recuperado porque considera que los grandes patrimonios ya pagan impuestos en la compra y a través de determinadas tasas como transmisiones, IVA o el impuesto de bienes inmuebles, y además de trata de un gravamen que ya solo tiene Francia en toda la UE.

El conseller ha recordado que en la campaña electoral de 2007 el PSOE manifestó literalmente que consideraba que el Impuesto de Patrimonio era "desigual e injusto" y que "un estímulo para que en este país no se penalice el ahorro sería eliminarlo" como hizo tras ganar las elecciones y ha dicho que el Govern balear comparte esos razonamientos y no entiende los actuales.

Bosch ha criticado además "cómo se ha llevado a cabo" la recuperación del impuesto, con distintas explicaciones a lo largo de la semana y "bailes de cifras".