Sube un cuarto de punto los tipos de interés

China aborda el enésimo intento de enfriar la economía

El Banco Popular de China ha elevado los tipos de interés en un cuarto de punto, hasta el 6,31%, en un intento de controlar la inflación y la incipiente burbuja inmobiliaria.

Pekín se adelanta así al esperado movimiento del Banco Central Europeo, que podría elevar sus tipos el próximo jueves por primera vez en casi un año y medio. Pero los motivos de unos y otros son bien distintos. Mientras Europa solo retocará unos tipos en mínimos históricos para controlar la inflación provocada por la subida del petróleo, China lucha contra los efectos perniciosos de un crecimiento económico desaforado.

El producto interior bruto del país creció el año pasado en un 10,3%, lo que lo elevó hasta el segundo puesto en la clasificación económica global. Pero las autoridades del Partido Comunista recelan de un avance desbocado que ha aupado la inflación hasta el 5% y, sobre todo, está alimentando una burbuja inmobiliaria potencialmente destructiva.

Por ese motivo, el Banco Popular de China inició en octubre pasado una serie de cuatro subidas comedidas de tipos de interés, que ya se sitúan un punto por encima del valor de entonces. La entidad ha elevado hoy otro cuarto de punto el tipo de los depósitos, hasta el 3,25%. El primer ministro, Wen Jiaobao, ha calificado la inflación, en máximos de tres años, de "riesgo potencial para la estabilidad social".

El nuevo movimiento de contención de la actividad china podría afectar a su demanda respecto a las materias primas mundiales. De hecho, la cotización del barril de petróleo Brent se relajó en un dólar a raíz del anuncio del banco central, hasta situarse momentáneamente por debajo de los 120 dólares.