Defiende la construcción de más centrales

EE UU evaluará la seguridad de sus reactores nucleares

El secretario de Energía de EE UU, Steven Chu, ha afirmado ante el Congreso que el Gobierno evaluará las medidas de seguridad en los reactores nucleares y defendió la construcción de más instalaciones, pese al desastre nuclear en Japón.

Durante una audiencia del subcomité de Energía de la Cámara de Representantes, Chu declaró que, en todo caso, Estados Unidos aprenderá lecciones de la crisis nuclear en Japón a raíz del terremoto y posterior tsunami del viernes pasado, que ha causado unos 10.000 muertos y desaparecidos.

"Sin importar lo que ocurra, pienso que, en adelante, trataremos de tomar lecciones del (reactor nuclear japonés) Fukushima Dai-ichi y aplicarlas a nuestras instalaciones y futuros reactores que construyamos", dijo Chu, quien por segundo día consecutivo defendió en el Congreso los planes de la Administración de Barack Obama de construir más reactores.

El secretario de Energía defendió en el Congreso la solicitud presupuestaria para su agencia para el año fiscal 2012, pero la audiencia estuvo dominada por el desastre nuclear en Japón y lo que eso puede significar para Estados Unidos.

Chu defendió la industria nuclear estadounidense, que provee el 20% de la electricidad en este país a través de 104 instalaciones.

La solicitud presupuestaria para el año fiscal que comienza en octubre próximo incluye 36.000 millones de dólares en garantías de préstamo para espolear el desarrollo de la industria nuclear en este país.

A manera de comparación, Francia extrae el 80% de la electricidad que consume de sus 58 reactores nucleares.

El incidente en Fukushima, que obligó a la evacuación de trabajadores debido a altos niveles de radiactividad, ha hecho que varios países suspendieran la construcción de plantas nucleares, y, en los corredores del Congreso, son los demócratas los más críticos con esa energía.

Presionado por el legislador demócrata Joe Barton, Chu dijo que la Administración Obama apoya la ampliación de las instalaciones nucleares y, pese a la crisis nuclear en Japón, "esa postura no ha cambiado".

Por otra parte, Chu dijo que el Departamento de Energía ha enviado un grupo de 39 expertos y más de 771 kilos de equipos a Japón para ayudar en la detección de radiactividad el aire.

El martes, Chu había emitido un mensaje similar en otra audiencia de la Cámara Baja, en la que también dejó en claro que "el pueblo estadounidense debe tener plena confianza en que EEUU tiene rigurosas regulaciones de seguridad" en sus instalaciones nucleares.

Se prevé que la Comisión de Regulación Nuclear (NRC), una entidad independiente encargada de la seguridad de los reactores nucleares en EE UU, decida en el último trimestre de 2011 sobre la emisión de licencias para construir nuevas instalaciones, entre ellas dos de la empresa Southern Co. y otras dos de SCANA Corporation.

De momento, la comisión está evaluando doce solicitudes.

Los republicanos, en general, aplauden que la Administración Obama siga apoyando el desarrollo de la energía nuclear.

Jack Spencer, experto en asuntos nucleares de la conservadora Fundación Heritage, afirmó en declaraciones a Efe que "es demasiado prematuro hablar del impacto de la crisis nuclear en Japón porque aún no sabemos el resultado definitivo de esa crisis. La NRC tiene plena capacidad para evaluar y regular la industria".

Añadió que "es importante estudiar el caso de Japón y aprender y aplicar sus lecciones, y hacer los cambios que hagan falta, pero el enfoque ahora mismo debe ser ayudar a Japón a resolver este problema".

El portavoz de la Casa Blanca, Jay Carney, dijo que el presidente Barack Obama recibió un informe del jefe de NRC, Greg Jaczko, sobre la crisis en Japón, en particular "la deteriorada situación de la planta nuclear" de Fukushima.

La NRC, dijo Carney, "ha evaluado la información que ha recibido y aconseja a los estadounidenses a que evacúen" a 80 kilómetros de la planta.