Busca mantener los impuestos a las rentas medias en 2011

Obama inicia sin resultados los contactos con su oposición

El presidente de EE UU ha pedido a Tim Geithner, secretario del Tesoro, y el director de la oficina presupuestaria de la Casa Blanca, Jacob Lew, que negocien con los republicanos "en los próximos días" qué hacer con los recortes fiscales de George W. Bush que vencen el 1 de enero del año que viene. Barack Obama, que ha comparecido brevemente ante la prensa tras la reunión mantenida con los líderes de la oposición republicana (que serán mayoría en el Congreso el año que viene), explicó que aunque el encuentro ha sido muy bueno se mantienen las diferencias entre ambos grupos políticos. "Espero que encontremos pronto un acuerdo", dijo.

Barack Obama, el presidente de EE UU
Barack Obama, el presidente de EE UU

Obama dijo que quiere asegurar de que no habrá "subidas de impuestos para las familias de rentas medias el año que viene" y explicó que los conservadores quieren que los recortes fiscales de Bush se mantengan para todo el mundo. "Yo no quiero recortar los impuestos a los más afortunados porque es poco inteligente e injusto y cuesta al Estado 700.000 millones de dólares". Mitch McConnell, líder de los republicanos en la cámara Alta, dijo antes de la reunión que su postura era muy simple "no se pueden subir los impuestos a nadie", lo que incluye a quienes ingresan más de un cuarto de millón de dólares al año, línea que para Obama marca la división entre los que necesitan los recortes fiscales y los que no.

Los demócratas, no están del todo unidos en esta cuestión y una serie de senadores, encabezados por el de Nueva York, Charles Schumer, quiere que esa línea entre los que mantendrán los recortes fiscales se trace en el millón de dólares, algo con lo que creen que pueden negociar con los republicanos. Obama , que no aceptó preguntas en su intervención, no mencionó esa posibilidad.

De la reunión tampoco salieron resultados concretos sobre la aprobación del plan START de reducción y reorganización de armas nucleares con Rusia, que está bloqueado por los conservadores, ni para la extensión del seguro de desempleo, como quiere el Gobierno, para parados de larga duración. Este seguro, que ha sido renovado continuamente en varias ocasiones pero que ahora no ha conseguido su pase y significa que en un par de semanas hasta dos millones de personas perderán su prestación. Los republicanos dicen que el deficitario estado no puede permitirse el gasto.

Un Nobel contra los recortes

Obama vio su posición apoyada por Peter Diamond uno de los tres ganadores del Nobel de economía de este año. En una entrevista con Reuters TV, Diamond dijo que ampliar los recortes para los más ricos del país no es la medicina incorrecta para los males de EE UU porque las personas con altos ingresos no usan los ahorros de impuestos por lo que no harían nada para dinamizar la economía. Para las rentas medias y bajas, este profesor del MIT cree que hay que rebajar los impuestos pero solo temporalmente. Diamond dijo además que el país necesita más estímulos fiscales y defendió la política cuantitativa de la Fed a la que calificó como un seguro.