Paga casi un 80% más que Alemania

La prima de riesgo de los bonos españoles vuelve a los 200 puntos básicos

El correcalles de declaraciones políticas mantiene revolucionado el mercado de renta fija europea. El diferencial entre la rentabilidad exigida a España y la de Alemania ha estado sobrepasando durante toda la jornada los 200 puntos. Esto significa que España paga casi un 80% más que Alemania por colocar la deuda.

El Tesoro procederá el próximo jueves a una subasta de obligaciones, deuda de largo plazo, con la nueva crisis de deuda soberana como telón de fondo. La expectativa de un rescate financiero para evitar un impago en Irlanda, el nerviosismo de Portugal y, ahora el amago de Austria, que amenaza con no transferir fondos a la UE en diciembre si Grecia no cumple con las exigencias de austeridad, tienen revolucionado al mercado.

Los inversores exigen a los bonos griegos a 10 años negociados en el mercado secundario una prima de riesgo de 915 puntos básicos respecto a la deuda alemana del mismo plazo, que es la referencia al ser la más líquida de toda Europa. A Irlanda, le piden más de 580 puntos: a Portugal, 426; a España, que en su día llegó a cotizar al mismo nivel que Alemania, 200 puntos; a Italia, en plena crisis política, 160 puntos. Salvo Portugal, todos estos países están experimentando hoy un repunte en sus primas de riesgo. Los avances más significativos son los de Irlanda (25 puntos básicos) y Grecia (17,7). El incremento en España es 2 puntos básicos, pero es que el diferencial ha crecido 150 puntos en cuestión de seis meses.

En el mercado de CDS (Credit Deafualt Swap), que son seguros de cobertura de impago, Grecia cotiza a 936,9 puntos, Irlanda a 513, Portugal a 430 y España, a 260 puntos. Esto significa que, por ejemplo, cubrir un impago de 10.000 euros en bonos españoles a cinco años cuesta 260 euros en el mercado. Sin embargo, los CDS son más un producto financiero que un termómetro de la situación. Los tenedores de CDS no tienen necesariamente que poseer el bono cuyo riesgo están cubriendo. Así, Lituania, Bulgaria, Kazajistán o Filipinas, tienen un riesgo menor que España. Esto ilustra la cautela con la que se ha de observar el mercado de CDS.