Obama pide al Congreso aprobar propuestas en favor de las pequeñas empresas

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, pidió hoy al Congreso que apruebe lo antes posible sus propuestas de desgravaciones fiscales e incentivos al préstamo para las pequeñas empresas.

En unas declaraciones en la Rosaleda de la Casa Blanca tras reunirse con pequeños empresarios, Obama -que en las últimas semanas se ha concentrado en el problema del vertido de crudo en el Golfo de México- recordó que "las pequeñas empresas han creado dos de cada tres nuevos puestos de trabajo en este país".

"Para cubrir los millones de empleos que se perdieron en la recesión vamos a tener que asegurarnos de que las pequeñas empresas pueden contratar, expandirse y añadir empleados a sus nóminas", destacó.

El presidente estadounidense propuso hace cuatro meses un proyecto de ley que prevé incentivos para que los bancos adjudiquen préstamos a las pequeñas empresas.

Según explicó, Obama aspira a que esta medida pueda ser aprobada en la Cámara de Representantes la semana próxima y poco después en el Senado.

Las pequeñas empresas perdieron 2,4 millones de empleos entre mediados de 2007 y finales de 2008 y debido al endurecimiento de los préstamos bancarios les ha sido difícil expandirse de nuevo.

"Por eso insto al Congreso a aprobar rápidamente ese conjunto de desgravaciones fiscales e incentivos para el préstamo, de modo que se alienten las contrataciones y el crecimiento de las pequeñas empresas", dijo Obama.

La oposición republicana cuestiona si las medidas que propone Obama son las adecuadas para generar crecimiento del empleo y consideran que, en cambio, pueden dar pie a injerencias del Estado en el sector privado.