Arrancará en julio con 2.000 título

Siete editoriales lanzan la mayor distribuidora digital de libros en español

Siete grandes grupos editoriales españoles anunciaron ayer la puesta en marcha de Libranda, la mayor plataforma española de distribución de libros electrónicos. Arrancará en julio y pondrá inicialmente a disposición del público unos 2.000 títulos de 10 editoriales, que se venderán a través de las páginas web de las librerías.

Libranda no vende directamente al público final; no tiene tienda propia. Somos una plataforma digital neutral y abierta, y actuamos como un operador logístico que presta servicios de almacenaje y distribución digital a las editoriales y a las tiendas de libros online". Así describió ayer el proyecto Arantza Larrauri, directora general de Libranda. Con ello quería dejar claro que esta iniciativa "respeta la cadena de valor del libro" y que no compite con las librerías que hay en la red.

Los siete grupos fundadores de Libranda son Planeta, Random House Mondadori, Santillana, Roca Editorial, Grup62, SM y Wolters Kluwer. La plataforma, que arrancará el 15 de julio en beta y no estará en su versión definitiva hasta el 15 de septiembre, ha supuesto una inversión de dos millones de euros. Inicialmente contará con unos 2.000 títulos disponibles (de autores como Miguel Delibes, Ken Follet, Paul Auster, Carlos Ruiz Zafón, Juan José Millás, José Saramago, Javier Marías y Arturo Pérez-Reverte), que podrán ser comprados en entre cinco y ocho tiendas online. El objetivo es que haya entre 8.000 y 10.000 títulos a final de este año.

Larrauri explicó que, más allá de las editoriales fundadoras de la plataforma, Libranda ha cerrado acuerdos con Anagrama, Salamandra, Acantilado, Quaderns Crema, Maeva Ediciones, Ediciones Siruela y La Galera. "Y mantenemos conversaciones con otras más porque el objetivo es convertirnos en la mayor plataforma de libros electrónicos en español del mundo", dijo.

Los socios invierten dos millones de euros en la plataforma

En cuanto a las tiendas, también su ambición es conectarse a cuantas más mejor, incluidas las online de los operadores de telefonía, las de países latinoamericanos (donde están negociando con editoriales para que se sumen al proyecto) y tiendas internacionales de éxito como las de Apple, Amazon o Google. La meta es que en septiembre haya conectadas 21 tiendas, entre ellas las de El Corte Inglés, Fnac, Casa del Libro y Movistar; otras online como Leqtor, Bubok y Todoebook, y librerías como Antonio Machado, La Central o Cervantes. En total, más de 70 tiendas han mostrado interés.

Larrauri aclaró que desde la plataforma no se imponen condiciones comerciales. "Cada editorial decidirá sus precios, que siempre estarán por debajo de los libros en papel, y los títulos que podrán a disposición del lector, aunque nuestra voluntad es tener los libros de más rabiosa actualidad". Francisco Cuadrado, director general del Grupo Santillana, por ejemplo, reveló que en su caso el precio medio de los títulos del catálogo de fondo será de seis euros y entre 11 y 14 euros costarán las novedades. El plan de esta editorial, añadió, es sacar entre 200 y 300 libros de arranque y tener el catálogo completo en un plazo de año o año y medio.

Los responsables de Libranda señalaron que los libros se servirán inicialmente bajo el modelo de descarga en formato e-Pub, aunque no descartan explorar en el futuro otras modalidades como el streaming, el préstamo o la suscripción. Larrauri también apuntó que más adelante los títulos se podrán descargar en formato PDF, PDF print on demand y en otros que sean relevantes en el mercado digital.

Blanca Rosa Roca, directora general de Roca Editorial, reconoció que la plataforma ofrece una gran oportunidad para poner a disposición del público obras vivas difíciles de encontrar en las librerías. Y Jesús Badenes, director general de la División Editorial Librerías del Grupo Planeta, destacó que con el libro electrónico esperan "captar a un público joven que no lee habitualmente porque no les interesa el formato papel".

Libranda calcula que el libro digital representará en España el 5% del mercado editorial en cuatro años, así que sus socios asumen que no recuperarán la inversión hasta dentro de cinco años.

Críticas al IVA y medidas contra la piratería

Los responsables de Libranda no dejaron pasar por alto el problema de la piratería, "un grave atentado contra el acervo cultural", dijo Jesús Badenes, de Planeta. La directora de la plataforma explicó que las obras estarán protegidas con la tecnología anticopia ACS4 de Adobe. "Pero es un control muy laxo, puesto que permitiremos la copia de una obra un total de 12 veces: seis en ordenador y seis en dispositivo móvil, lo que permite compartirlo como lo haríamos con un libro en papel".

Otro punto crítico lo planteó Francisco Cuadrado, de Santillana, que reivindicó un IVA más reducido para el libro electrónico, ahora establecido en el 18%, mientras a la obra en papel se le aplica el 4%. "Es difícil de entender que el mismo contenido tenga IVA distintos". El directivo resaltó que tienen el compromiso de Zapatero de llevar este problema al seno de la Unión Europea.

Servicios auxiliares

Libranda también ofrecerá "servicios auxiliares" como herramientas de marketing para las librerías y editoriales que permitirán, por ejemplo, previsualizar capítulos de libros. Además, crearán páginas web blancas para aquellas librerías que no tengan tienda online.