Pide "acelerar" los mecanismos de supervisión y regulación

Salgado exige al sector financiero de la UE que sea parte de la solución a la crisis

La vicepresidenta segunda del Gobierno y ministra de Economía y Hacienda, Elena Salgado, exigió hoy a las entidades financieras de la Unión Europea que "sean parte de la solución" a la crisis porque también han sido "parte del problema" que la ha generado.

Así lo dijo durante la reunión de presidentes de las Comisiones de Economía y Finanzas de los Parlamentos de los países de la UE que hoy se celebra en el Congreso de los Diputados.

Salgado, que respondió a las cuestiones de los ministros de Suecia, Francia, Austria, Grecia, Italia y Malta, fue muy contundente al urgir una reforma en la regulación del sistema financiero europeo para que el sector "vuelva a prestar crédito a empresas y ciudadanos, con niveles de deuda razonables".

"Acelerar" los mecanismos de supervisión y regulación

Dijo que el Consejo Europeo debe "acelerar" los mecanismos de supervisión y regulación de este sector que "ha cometido abusos", para que "esté fuera de la posibilidad de volverlos a cometer".

Aludió a la actual discusión que contempla que la banca pague el coste de la crisis "en diferido", es decir a través de medidas que las entidades financieras consideran que limitan su crecimiento como puede ser la exigencia de más capital para evitar inversiones "poco transparentes y de riesgo".

Argumentó que la crisis ha supuesto un "quebranto" para las arcas públicas de muchos países y "ese quebranto también debe resarcirse por parte del sector financiero que lo ha creado".

Salgado cifró el coste de la ayuda de los Estados miembros de la UE al sector financiero en torno a una media del 30% del PIB, aunque puntualizó que la aplicación real es de un 13% del PIB, "que ya ha sido bastante".

Consideró que en la medida en que el sistema financiero se fortalezca podrá "devolver esas ayudas que se han prestado desde los presupuestos públicos". No obstante, dijo que, en términos de crecimiento económico, el coste de la crisis ha sido para los ciudadanos ya que la UE "tardará años en recuperar su crecimiento potencial" anterior a esta coyuntura.

Recursos" vía impuestos para reducir el déficit

La vicepresidenta aludió a la próxima cumbre del Ecofin que se celebrará en Madrid este fin de semana y que debatirá las diferentes formas de mejorar la supervisión del sector financiero y la forma en que este sector puede hacer frente a la crisis. Señaló que los ministros de economía y finanzas europeos tratarán de avanzar en la coordinación económica de la UE, "tarea que no será fácil" y debatirán sobre la presión fiscal dentro de la UE.

Recordó que hay más de 12 puntos entre la presión fiscal más baja y la más alta, y que para realizar una reforma o crear un nuevo impuesto a nivel europeo se necesita unanimidad. Salgado reconoció que muchos países están adoptando medidas para aumentar los impuestos y tener más recursos para poder reducir los elevados déficit públicos, que no pueden disminuir sólo por el lado del gasto.

La ministra de Economía y Hacienda también alabó la importancia de la gobernanza dentro de la UE y valoró el nuevo proyecto europeo para mejorar la competitividad.

Anunció que España se ha propuesto como uno de los países voluntarios para "marcar objetivos" y someterse a un examen que tiene el fin de mejorar la competitividad a nivel global y ver las dificultades que presenta cada Estado.