Foro Cinco Días

El ministro hace una cerrada defensa de Zapatero para que repita como candidato

"Tiene las mejores credenciales" para seguir siendo presidente, dice Blanco.

José Blanco aprovechó ayer un foro integrado por un cualificado grupo de empresarios de la construcción, infraestructuras y el mundo del transporte para lanzar un mensaje inequívoco de apoyo al presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero. "Tiene las mejores credenciales para poder competir y volver a pedir la confianza de los españoles en 2012", indicó Blanco. El PSOE, del que el ministro es vicesecretario general, "le va a pedir que juegue las credenciales que tiene".

"Se ha puesto de moda en los últimos tiempos", según Blanco, "demonizar" al presidente del Gobierno. El objetivo sería "borrar de un plumazo la acción transformadora de estos seis años de Gobierno de Zapatero". "Algunos proponen volver a 1996, pero la gente mira hacia adelante y vota por expectativas de futuro", añadió José Blanco en su intervención. Aprovechó para destacar el papel relevante logrado por España en foros de decisión bajo presidencia de Zapatero. "España se ha sentado, en un momento crucial, en la mesa de las grandes decisiones mundiales, en un momento en que se está configurando un nuevo orden internacional en el ámbito económico, como es el G-20".

Blanco se excluyó a sí mismo de la carrera por la candidatura socialista a la presidencia del Gobierno y recordó que tampoco se ve como aspirante a la secretaría general del partido en 2012 ni a la presidencia de la Xunta ni a la de la Comunidad Madrid, itinerarios políticos con los que algunos medios le han relacionado últimamente.

Encuestas

El ministro fue preguntado también por las desfavorables encuestas para los socialistas en Andalucía. "Soy un descreído de las encuestas fuera de periodo electoral", afirmó. "Si fuera por las encuestas, Rajoy sería hoy presidente del Gobierno", señaló en relación a que todos los sondeos eran favorables al presidente del PP en 2004. No dejó pasar la oportunidad para criticar al líder de la oposición, del que dijo que "es cualquier cosa menos una expectativa estimulante de futuro". Como ejemplo de que la encuestas no siempre son a favor de quien luego gana las elecciones, citó el ejemplo reciente de Portugal.

Blanco consideró lógico, no obstante, que todos los Gobiernos acusen un cierto nivel de desgaste, especialmente en un entorno de crisis económica sin precedentes. A su parecer, los más perjudicados de la crisis, los desempleados, responsabilizan a la política económica del Ejecutivo de su situación.

El ministro de Fomento aprovechará la presidencia española de la Unión Europea (UE) para impulsar reformas en el transporte. Una de ellas será la mejora de la eficiencia en el ámbito urbano, responsable del 50% de las emisiones en el conjunto del transporte. Asimismo, pretende que en el semestre español se impulse una reglamentación de viajeros y el sistema de navegación Galileo.

Blanco aseguró que los pilares que soportarán las actuaciones de Fomento durante la presidencia española serán la búsqueda de la sostenibilidad, la innovación y la seguridad.