Política monetaria

Trichet ve "crecientes signos" de que la recesión global "toca fondo"

El presidente del Banco Central Europeo (BCE), Jean Claude Trichet, aseguró hoy que el actual nivel de tipos de interés al 1% es el "adecuado" teniendo en cuenta la información disponible y auguró una recuperación gradual de la economía de la zona euro el próximo año ante los "crecientes signos" de que la recesión global "toca fondo", a pesar del elevado grado de incertidumbre que aún persiste.

El BCE ha cumplido con los pronósticos de los expertos y los analistas tras haber asegurado en varias ocasiones que los tipos están en "niveles adecuados" después de haber realizado el pasado mayo un recorte de 25 puntos básicos que dejó el precio del dinero el nivel más bajo de su historia para afrontar la recesión económica de la eurozona.

La decisión de mantener los tipos estables por tres meses consecutivos sugiere el final del relajamiento de la política monetaria de la institución, tras comenzar a detectarse 'brotes verdes' en la economía comunitaria, que ha presentado leves síntomas de recuperación en las últimas semanas.

En la rueda de prensa posterior a la reunión del Consejo de Gobierno del BCE, que decidió mantener estables los tipos de interés en el 1%, el banquero francés precisó que se mantendrá la "debilidad" de la economía del bloque del euro en la segunda mitad de 2009, aunque afirmó que el ritmo de deterioro "claramente se está ralentizando".

Por otro lado, ha destacado que los estímulos macroeconómicos derivados de las medidas adoptadas por los distintos países de la eurozona podrían tener unos efectos más fuertes de lo previsto inicialmente y que tendrían como consencuencia que la confianza de los consumidores y empresarios mejorara por encima de las previsiones.

Con todo, el consejo de gobierno afirma que la incertidumbre sigue alta y hay que estar preparados para una continuada volatilidad de los datos que vayan surgiendo.

"De cara al próximo año, tras una fase de estabilización, se prevé una recuperación gradual con tasas trimestrales positivas de crecimiento", señaló Trichet.

En lo que respecta a la inflación, Trichet afirmó que el reciente episodio de inflación negativa en la eurozona, cuya lectura provisional del IPC de julio se situó en un 0,6% negativo, es "temporal" y aseguró que las expectativas de inflación a medio y largo plazo continúan firmemente ancladas.

Trichet: "Los bancos deberían hacer su trabajo, que es prestar"

El presidente del BCE ha insistido en su mensaje al sector bancario para que las entidades procuren "reparar los daños" ante el actual nivel de tipos y sugirió que amplíen su capitalización.

Asimismo, el banquero galo reiteró su demanda para que las entidades comerciales de la zona euro trasladen a los consumidores y empresas las medidas para estimular el crédito. "Los bancos deberían hacer su trabajo, que es prestar", concluyó Trichet.