Eurozona

Trichet baja los tipos al 1,25% y deja la puerta abierta a nuevos recortes

El presidente del Banco Central Europeo ha dejado entrever que la institución monetaria podría bajar los tipos a lo largo del año después de que el consejo de gobierno decidiera recortar los tipos de interés de la zona euro en un cuarto de punto porcentual, hasta el 1,25%, lo que supone el nivel más bajo en la historia de la institución.

El presidente del BCE, Jean Claude Trichet
El presidente del BCE, Jean Claude Trichet

El presidente del Banco Central Europeo (BCE), Jean Claude Trichet, afirmó hoy que los tipos de interés no han llegado a su límite inferior tras la decisión de hoy, que situó la tasa en el mínimo histórico del 1,25%, y apuntó que el Consejo de Gobierno de la institución ha discutido el diseño de nuevas medidas "no convencionales" que serán anunciadas en la próxima reunión de política monetaria.

En el transcurso de la rueda de prensa posterior a la reunión del consejo de gobierno del BCE, que decidió "por consenso" recortar los tipos un cuarto de punto hasta un mínimo histórico del 1,25% tras una "profunda discusión", el banquero francés advirtió de que la institución "no excluye ir más abajo" por lo que dejó abierta la puerta a una nueva rebaja de los tipos de interés ante la "severa caída" de la actividad económica en la eurozona.

Asimismo, el máximo responsable de política monetaria de la zona euro señaló que los miembros del Consejo de Gobierno del BCE presentarán el mes que viene, en la próxima reunión de política monetaria, nuevas medidas "no convencionales" para hacer frente a la crisis financiera, aunque no quiso precisar los detalles de estas nuevas herramientas.

Por otro lado, Trichet excluyó que exista el riesgo de que se materialicen riesgos deflacionistas, aunque advirtió de que a mediados de año es posible que los datos de inflación armonizada ofrezcan lecturas negativas, aunque señaló que estas serán temporales y que para finales de año el dato de inflación se situará de acuerdo con el objetivo de estabilidad de precios de la institución, ligeramente por debajo del 2%,

El BCE ha situado en su reunión de abril los tipos en el 1,25%, aunque la bajada fue menor de lo previsto por los mercados financieros, que habían descontado una reducción de medio punto porcentual. La institución informó de que bajó la facilidad marginal de crédito, por la que presta dinero a los bancos, también en 25 puntos básicos, hasta el 2,25%. Además, el BCE redujo de igual manera la facilidad de depósito, por la que remunera el dinero, hasta el 0,25%, con efectos en todos los casos a partir del próximo 8 de abril.

Con la decisión de hoy, el BCE continúa el relajamiento de su política monetaria iniciado el pasado 8 de octubre que, tras la pausa del mes de febrero, ha llevado los tipos de interés desde el 4,25% a principios de octubre, hasta el 1,25% actual.

Este nuevo recorte de tipos pretende combatir la recesión de la economía de la zona euro que, según el Fondo Monetario Internacional (FMI) podría sufrir una contracción del 3,2% este año, mientras que la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) prevé un retroceso del 4,1%.

Por el contrario, la inflación anual de la eurozona se reducirá seis décimas en marzo, con lo que la tasa interanual se situará en el 0,6%, frente al 1,2% registrado en febrero, según las previsiones de la oficina de estadística de la Unión Europea (UE), Eurostat.

De este modo, la confianza económica de los consumidores y empresarios de la zona euro retrocedió en marzo un 0,7%, hasta situarse en los 64,6 puntos, su nivel más bajo desde que comenzaron los registros en enero de 1985.

Intervención de CCM

Preguntado en rueda de prensa por la intervención de Caja Castilla La Mancha por parte del Banco de España, Trichet no ha querido entrar en casos de entidades financieras concretas pero ha señalado que este tipo de decisiones no cambia "nuestra visión sobre la estabilidad financiera"

Coincidencia con el G-20

La reunión del consejo del BCE coincide con la cumbre de los jefes de Estado y de Gobierno del G-20 en Londres para negociar la manera de hacer frente a la crisis económica internacional. El recorte de hoy puede que sea el último en el ciclo de bajadas de los tipos de interés que el banco europeo inició en octubre de 2008 para impulsar el crecimiento económico y que ya le ha llevado a recortar su tasa en 2,75 puntos porcentuales.

A diferencia que otros bancos centrales como la Reserva Federal estadounidense (Fed), el Banco de Japón o el Banco de Inglaterra, el BCE se ha mostrado hasta ahora reacio a aplicar una política monetaria de tipos de interés 0 ya que podría secar más el mercado de dinero como ocurrió en la pasada década de los años noventa en Japón. En EEUU los tipos se sitúan actualmente entre el 0 y el 0,25%, en Japón en el 0,1% y en el Reino Unido en el 0,5%.

En vez de bajar la tasa rectora tanto, para asegurar la liquidez, el BCE ha optado por inyectar efectivo de forma ilimitada a los bancos comerciales de la zona del euro en sus operaciones de refinanciación ordinarias y en otras extraordinarias. Por otra parte, los mercados prevén que el BCE podría anunciar hoy una ampliación del plazo del vencimiento de sus operaciones de refinanciación a largo plazo hasta nueve o doce meses (hasta ahora el máximo es de seis meses) para asegurar la liquidez más tiempo y contribuir a bajar los tipos de interés a largo.