Aerolíneas

British Airways confía en que se produzca la fusión con Iberia

El director ejecutivo de British Airways, Willie Walsh, expresó hoy en Londres su confianza en que las negociaciones con Iberia para una futura fusión de ambas aerolíneas llegarán a buen puerto.

Aviones de la compañía British Airways.
Aviones de la compañía British Airways.

Tras el fracaso de las negociaciones con la australiana Qantas, Walsh también se mostró confiado en que saldrá adelante el acuerdo de cooperación con la aerolínea estadounidense American Airlines. "Tengo confianza en ambas propuestas", dijo Welsh, quien añadió que, en cualquier caso, si estas negociaciones fracasaran "no sería un gran problema" en el contexto actual del sector, en el que un gran número de aerolíneas sufren las consecuencias de la crisis.

Según el máximo responsable de British Airways, "no hay falta de aerolíneas potencialmente objeto de compra". "Recibo constantemente llamadas telefónicas de directivos (de aerolíneas) que me dicen: 'por favor, cómprenos'. Tenemos que ser selectivos", añadió Welsh, quien también se mostró convencido de que "todavía habrá más víctimas de la crisis entre las aerolíneas".

British Airways ha expresado su interés de formar un grupo más potente con los acuerdos con Iberia y American Airlines para hacer frente a la competencia que plantean los dos grandes gigantes europeos de la aviación: el grupo Air France-KLM y Lufthansa.

Los contactos entre BA e Iberia fueron uno de los obstáculos que hicieron fracasar el intento de fusión entre la aerolínea británica y Qantas, que el pasado 18 de diciembre confirmaron que las conversaciones no habían llegado a buen puerto.

Un gigante aéreo

Si la operación hubiera salido adelante, hubiera creado la mayor aerolínea del mundo por destinos y segunda por número de aviones, con un valor estimado de más de 5.000 millones de dólares.

BA explicó en un comunicado, tras conocerse el fracaso de la fusión, que rechazó la posibilidad de que Qantas fuera la propietaria de más del 50% de la empresa resultante, pese a que actualmente la australiana tiene un valor de mercado mayor

En el caso de Iberia, el deficitario plan de pensiones de la aerolínea británica es el principal escollo en la negociación, aunque Welsh aseguró hoy que la dirección aerolínea española entiende ahora mejor el problema que al principio de los contactos.