Crisis crediticia

Los fondos de catorce gestoras españolas tienen exposición a Lehman Brothers

Al menos 66 fondos de renta fija y 21 sociedades de inversión de grandes fortunas (SICAV) de 14 gestoras españolas tienen exposición a Lehman Brothers mayoritariamente a través de bonos y en menor medida con acciones, aunque esas inversiones millonarias son una parte muy limitada de sus carteras.

Según los últimos datos disponibles de Bloomberg, las gestoras de BBVA son las que más productos tienen con inversiones en la entidad financiera estadounidense, hasta un total de 21 fondos y de 11 SICAV con bonos de Lehman, y dos fondos con un pequeño paquete de acciones.

Pese a que esas inversiones alcanzan cerca de 100 millones de euros, un portavoz del banco presidido por Francisco González aseguró que la quiebra de la cuarta entidad estadounidense no tendrá impacto alguno ni en su balance ni en su cuenta de resultados, ya que los fondos invierten mayoritariamente para clientes.

A continuación, Bancaja tiene 18 fondos de inversión que suscribieron bonos por importe de unos 24 millones de euros, según datos de Bloomberg.

Asimismo, 8 fondos y 6 SICAV de La Caixa participaron en varias emisiones de bonos de Lehman por importe de unos 35 millones de euros.

Caixa Catalunya, con 16 millones invertidos en bonos a través de 4 fondos, figura también entre las entidades cuyas gestoras tienen alguna exposición a la entidad estadounidense.

A ella se suman Santander, Caixa Girona, Caixa Terrassa, Caja de Ingenieros, Popular, Fibanc o Guipuzcoano, entre otros, aunque su número de fondos y el porcentaje de las emisiones suscrito es aún más inferior.

Por otro lado, de todo el sistema bancario español, sólo cuatro fondos de inversión -dos de BBVA y dos de Santander- tienen alguna exposición al banco de inversión Lehman Brothers a través de acciones, aunque es muy limitada porque los paquetes accionariales son mínimos.

Al respecto, fuentes del sector de fondos de inversión recordaron que las posibles inversiones en Lehman Brothers son "absolutamente marginales respecto a las carteras totales de los fondos y no suponen un problema como no lo supuso la crisis de las hipotecas subprime".