Crisis hipotecaria

Freddie Mac y Fannie Mae se desploman en Wall Street tras el rescate del Gobierno

Después de estar suspendidas de cotización en el mercado de futuros de Chicago, las acciones de Freddie Mac y Fannie Mae, las dos firmas que garantizan un 40% del mercado hipotecario estadounidense se desploman un 84% y 75% en la apertura de Wall Street.

La toma de control de Fannie Mae y Freddie Mac por parte del Departamento del Tesoro de Estados Unidos está destinada a que las entidades hipotecarias sigan funcionando hasta 2009, y deja al próximo presidente y Congreso de Estados Unidos decidir su estructura a largo plazo.

El secretario del Tesoro, Henry Paulson, y el director de la Agencia Federal de Financiación de Vivienda (FHFA), James Lockhart, colocaron ayer a las dos entidades hipotecarias bajo la tutela del Gobierno, expulsaron a sus responsables ejecutivos y suprimieron los dividendos. El Departamento del Tesoro podría comprar hasta 200.000 millones de dólares de las acciones de las entidades para mantenerlas solventes.

"En parte es una medida de emergencia para intentar evitar que el mercado hipotecario se hunda'', dijo el ex presidente del Banco de la Reserva Federal de St. Louis William Poole para Bloomberg Radio. La estructura de tutela federal y propiedad de los accionistas, en la que los contribuyentes cubren los riesgos, es una "situación inaceptable", dijo, y proyectó que el Departamento del Tesoro podría necesitar cubrir hasta 300.000 millones de dólares de pérdidas.

La acción de ayer deja abierta la opción favorecida por el ex presidente de la Reserva Federal Alan Greenspan de dividir y vender las entidades, o una nacionalización total que cimentaría el papel del Gobierno en los mercados hipotecarios. Evitar tomar una decisión sobre el tema aumenta la posibilidad de que el Congreso respalde las medidas de emergencia, dijo el senador demócrata Charles Schumer.

Papel del Gobierno

"El nuevo Congreso y la próxima administración deberán decidir el papel que deberán desempeñar el Gobierno en general, y estas entidades en particular, en el mercado de la vivienda", dijo ayer Paulson en Washington. Existe el consenso de que "no pueden continuar en su forma actual", agregó.

La FHFA, que estará a cargo de la tutela, expulsó al responsable ejecutivo de Fannie, Daniel Mudd, de 50 años, y al de Freddie, Richard Syron, de 64 años. Fueron reemplazados por Herbert Allison, de 65 años, ex responsable ejecutivo de la asociación de profesores TIAA-Cref y David Moffett, de 56 años, que era vicepresidente de US Bancorp.

El Departamento del Tesoro también dijo que proporcionará fondos asegurados a corto plazo a Fannie, Freddie y 12 bancos hipotecarios federales, y que comprará deuda respaldada por hipotecas en el mercado abierto.

"Esta no es una solución permanente, no salvaron a Fannie y Freddie, lo que hicieron fue comprar 15 meses'', dijo Bill Ackman, fundador de Pershing Square Capital Management en Nueva York, que vendió en corto las dos empresas, lo que quiere decir que apostó a que los valores caerían. "Es una cura. No han recapitalizado permanentemente las entidades''.

"Esta acción deberá incrementar la disponibilidad de financiación hipotecaria, lo que ayudará a estabilizar el mercado de la vivienda'', dijo el responsable ejecutivo de Bank of America Corp., Kenneth Lewis, en una declaración enviada por correo electrónico. Paulson consultó a Lewis la semana pasada, según dos personas enteradas de las conversaciones. El portavoz de Bank of America, Scott Silvestri, se negó a hacer comentarios al respecto.

Los candidatos opinan

El candidato demócrata a la Presidencia, Barack Obama, dijo ayer que "cierta'' intervención era necesaria para evitar una "crisis mayor y más profunda''. Cuando la crisis actual mengüe, "el plan debe avanzar hacia aclarar el estatus público y privado verdadero de nuestras políticas de vivienda'', dijo.

"Tenemos que mantener a la gente en sus casas'', dijo el candidato presidencial republicano John McCain en una entrevista con el programa 'Face the Nation' de CBS. "Debe haber reestructuración, debe haber reorganización y cierta confianza de que ya detuvimos esta espiral bajista".