Participaciones

Colonial sólo quiere un 51% en su filial francesa SFL

Colonial se está replanteando la anunciada venta de su filial francesa Société Foncière Lionnays (SFL), en la que controla un 84% del capital, de forma que podría vender sólo un 33% y mantenerse así como socio de control de la compañía patrimonialista, confirmaron a Europa Press en fuentes de la compañía.

El cambio es fruto de la revisión de la estrategia de la compañía realizada por sus nuevos accionistas, los bancos y cajas que se quedaron con las acciones del ex presidente y primer socio Luis Portillo. Los nuevos socios consideran que el resultado del proceso de refinanciación de deuda que arrancará en breve puede permitir a la compañía mantener el 51% del capital de esta sociedad propietaria de importantes edificios de oficinas ubicados en las mejores zonas de París, explicaron las mismas fuentes.

A cierre de 2007 Colonial contaba con un endeudamiento financiero neto de 8.961 millones de euros, de los que 6.337 millones corresponden al crédito sindicado suscrito con Goldman Sachs, Royal Bank of Scotland, Eurohypo y Calyon. SFL presenta actualmente un valor en bolsa de unos 2.300 millones de euros, con lo que la venta de una participación del 33% reportaría a Colonial unos 760 millones de euros. A cierre del pasado año, la compañía contaba con una cartera de activos inmobiliarios valorados en 4.132 millones.

No obstante, la inmobiliaria que preside Juan José Bruguera está obligada a vender al menos un 24% de la empresa francesa antes de fin de año para reducir su participación hasta el 60% y cumplir así con las normas galas sobre sociedades patrimonialistas cotizadas.

Colonial asegura contar con cuatro ofertas interesadas en comprar SFL y sopesará estas ofertas y su nueva estrategia con la empresa francesa en el consejo de administración de este mes, que previsiblemente se reunirá la próxima semana.