Nuevo récord

El euro se dispara tras el dato del PIB estadounidense

El euro se disparó de nuevo tras la publicación de un mal dato de crecimiento del Producto Interior Bruto (PIB) estadounidense y marcó un nuevo máximo en 1,5210 dólares tras haberse moderado esta mañana después de los máximos alcanzados ayer por el discurso del presidente de la Fed, Ben Bernanke.

Nunca llueve a gusto de todos. La divisa europea se beneficia de la creciente debilidad económica estadounidense.

Ayer martes el euro sacó provecho de la reducción de la confianza empresarial y la caída de precios de la vivienda y consiguió superar el máximo marcado en noviembre por encima de 1,4967 dólares, al fijar su segundo máximo histórico del día en 1,5107 dólares.

Los progresivos recortes de tipos en Estados Unidos, desde el 5,25% hasta el 3% en menos de seis meses, y la crisis provocadas por las hipotecas subprime permitieron que ayer -por vez primera- el euro superara la barrera de 1,50 dólares.

La confianza del BCE en la economía europea se opone a las declaraciones de Bernanke de ayer, que abrían la puerta a una nueva bajada de tipos, posiblemente en marzo. El presidente de la Reserva Federal afirmó que el Comité de Política Abierta actuará de manera "oportuna" si es necesario apoyar el crecimiento de la economía estadounidense y para proporcionarle "la seguridad adecuada frente a los riesgos a la baja".

En un discurso pronunciado en el Instituto de Estudios Avanzados de Holanda, el presidente del BCE, Jean Claude Trichet, hizo hincapié en las "notables mejoras" que se han llevado a cabo en los países que comparten el euro, principalmente la creación de 15 millones de empleos desde la formación de la Unión Económica y Monetaria (EMU).

Una vez que ha entrado en el terreno inexplorado de los 1,51 dólares, los analistas prevén que el euro pueda apreciarse en las próximas semanas incluso hasta los 1,55 dólares.