Declaraciones

Barroso insiste en la resistencia de la economía europea ante la crisis

El presidente de la CE admitió que el actual exceso de volatilidad afecta a la confianza pero insistió en que la economía de la UE tiene unos fundamentos "sólidos" y sigue en un "camino de crecimiento".

José Manuel Durao Barroso pidió hoy evitar recurrir a un "estímulo artificial de la economía" como receta para hacer frente a las turbulencias financieras. Barroso admitió que el actual exceso de volatilidad afecta a la confianza pero insistió en que la economía de la UE tiene unos fundamentos "sólidos" y sigue en un "camino de crecimiento".

A su juicio, para responder a la tormenta financiera se requiere un "diagnóstico detallado" y una "intervención precisa". En este sentido, recordó la "hoja de ruta" aprobada en noviembre por los ministros de Economía de la UE cuyos objetivos son "hacer más fácil ver donde están enterradas las deudas, poner el precio adecuado a los productos financieros complejos, reforzar la supervisión sin penalizar la legítima toma de riesgos financieros y garantizar la transparencia".

El presidente de la Comisión subrayó que si los países de la UE actúan juntos pueden acabar diseñando la manera en que se regulen y se supervisen los mercados financieros en todo el mundo. "Se trata de mejorar la cooperación transfronteriza entre bancos centrales, reguladores y supervisores. En Europa y a nivel internacional", dijo.