La Bolsa española, en máximos

El Ibex, el euro y el petróleo alcanzan máximos históricos

Los pocos puntos que necesitaba el Ibex 35 para llegar a máximo histórico fueron aportados por el sector energético. Subió el 0,50% en la sesión, y en unos días se ha colocado entre los mejores de 2007.

Máximo histórico in extremis. El Ibex cerró en 15.507,10 puntos, récord, tras ganar un 0,50%. Una subida y un nivel que no estuvo claro hasta el último momento de la sesión. La volatilidad fue muy fuerte debido, en parte, por ser víspera de vencimiento de opciones y futuros en los principales mercados.

De hecho, en la Bolsa española se negociaron casi 8.000 millones de euros, por encima de la media anual. Durante la jornada, el Ibex 35 llegó a subir un 0,90% y a bajar un 0,16%. La fortaleza que mantuvo el sector energético permitió al selectivo lograr una nueva marca y desligarse de la tendencia bajista del resto de los índices.

Repsol, Gas Natural e Iberdrola concluyeron con ascensos del 3,20%, 2,19% y 1,66%. Fueron los mejores del Ibex y aportaron los puntos necesarios para que llegara al récord. Telefónica, Santander y BBVA mantuvieron su aportación positiva de los últimos días. Ganaron el 0,54%, 0,35% y 0,17%, respectivamente.

El índice sube el 0,50% y se coloca entre los mejores índices en 2007

Repsol fue protagonista indiscutible de la jornada tras un informe favorable de Merrill Lynch, en el que subió la recomendación de neutral a comprar y le dio un objetivo a cada acción de 32 euros.

Han sido los grandes valores en general, los del sector energético, Telefónica y los bancos los que han hecho que el Ibex sea más fuerte que el resto en el último mes. De hecho, el selectivo ya gana el 9,62% en 2007, colocándose así entre los mejores índices de los más desarrollados.

Este comportamiento desvela un cambio de tendencia en las apuestas de inversión. El Ibex ha subido un 13% desde el 17 de septiembre, día en el que inició la recuperación tras la crisis por las hipotecas de alto riesgo desatada en verano. En este mismo tiempo, el Ibex Small Cap y el Medium Cap han avanzado el 8% y el 9%. Otra diferencia es que el selectivo español ha conseguido máximo histórico. El índice de las empresas más pequeñas debe subir aún el 7% para llegar a récord, y el de mediana capitalización, el 15%.

En el resto de las Bolsas la jornada se tornó pesimista entre nuevas incertidumbres por las hipotecas de alto riesgo. Bank of America cayó un 2,70% tras presentar unos resultados peores de lo previsto y condujo a los principales índices hacia terreno negativo, que también se vieron afectados por un incremento de las solicitudes semanales de subsidio de desempleo. Aun así, a media sesión, Wall Street se recuperó y cerró plano. El Dow Jones perdió el 0,03%, y el S&P, el 0,08%.

En Europa de poco sirvieron los buenos resultados de Nokia (2,54%). El Euro Stoxx cayó el 0,48%. Mientras, el petróleo logró máximo histórico al cerrar sobre los 84,60 dólares, y el euro batió récord al superar los 1,43 dólares.

Merrill Lynch impulsa a Repsol

Repsol fue el valor indiscutible protagonista del día. Subió la que más dentro del selectivo, y del Euro Stoxx (3,20%). Su comportamiento tiene que ver con la publicación de un informe de Merrill Lynch. El banco ha elaborado un informe después de una reunión mantenida con la propia empresa.

El encuentro fue más que gratificante para la firma, que ha decidió elevar la recomendación de neutral a comprar y darle una valoración a cada acción de 32 euros, un 21% por encima del último cierre. El problema es que la decisión que ha tomado el banco obedece a una serie de conclusiones, que la propia Repsol dice que no se ajustan a los términos del encuentro mantenido.

El centro de la polémica viene por la parte de Gas Natural. Merrill Lynch apunta a que la petrolera se desprenderá de YPF en el primer trimestre de 2008, compra que espera el mercado desde hace tiempo, y que la participación en Gas Natural (30,8%) 'finalmente ha sido considerada', ya que es uno de 'los activos que ha dejado de ser estratégico'.

Los tres expertos que han elaborado el informe detectan 'significativos cambios estratégicos'. En este sentido resaltan el hecho de que la compañía haya hablado 'poco' de compras; de 'un virtual abandono del crecimiento en el negocio -demasiado caro- de gas natural licuado', y del reconocimiento de algunos 'activos no estratégicos' como Gas Natural.

Merrill Lynch cree que Repsol se encamina a ser una 'pequeña compañía', pero con unas 'proyecciones de crecimiento decentes'.

'La crisis 'subprime' acaba de empezar'

Los mercados más afectados por las hipotecas de alto riesgo parecen haber enterrado sus preocupaciones. El Ibex 35 acaba de marcar máximo histórico, y el Dow Jones y el S&P andan cerca.

Sin embargo, entre los gestores la preocupación sigue latente. Paul Markham y Stewart Cowley, gestores de BNY Mellon, mantuvieron ayer un encuentro con periodistas en Madrid y vertieron unas perspectivas que no invitan a la tranquilidad. Markham asegura que nos encontramos 'más al principio que al final' de la crisis subprime. 'Los bancos no saben exactamente los problemas que tienen. Además, pueden comenzar a tener quejas de los clientes en cuanto a los productos que les han vendido', dice. A su juicio es pronto para hablar de una recesión económica de EE UU, aunque la considera 'muy probable'.

Por su parte, Stewart Cowley cree que 'será difícil que la Fed baje los tipos de interés a corto plazo por el repunte de la inflación'.