Restauración

Los gigantes de la alimentación prevén la desaparición de los pequeños restaurantes

Los pequeños restaurantes tienden a desaparecer, habrá un trasvase de puntos de venta en favor de las grandes cadenas', pronostica Paulo Alves, presidente del Club Greco, la asociación que agrupa las divisiones de alimentación de 20 grandes compañías como Unilever, Kellogs, Campofrío o Gallina Blanca que suministran a las cadenas de restauración.

En su opinión, el abandono de este tipo de negocios no se debe 'a su tamaño', sino 'al nivel de gestión que conllevan'. 'El grado de concentración en España de las cadenas de restauración aún es muy pequeño', señala Alves. 'Nosotros estimamos que en 2010, las grandes cadenas alcanzarán el 40% del negocio cuando hoy es alrededor del 14%'. Alves asegura que la concentración 'no vendrá de empresas extranjeras, sino sobre todo de grupos regionales a través de cadenas con productos muy identificables'.

El Club Greco nació en 1994 con el objetivo de convertirse en un lobby para defender los intereses del sector. 'Una cadena de restauración puede reunirse con los 20 miembros del Club Greco para explicarnos cuáles son sus necesidades, luego cada compañía hace lo que quiere porque somos competencia', explica Alves. Cada empresa integrante paga una cuota anual de unos 3.500 euros.

'Nuestra expectativa es crecer el doble que el mercado global del foodservice, el 6% en los próximos cuatro años, cuando creemos que el conjunto del mercado se ralentizará y crecerá un 2%, pero nos mantendremos porque ofrecemos innovación'. En el pasado ejercicio, las empresas asociadas facturaron en conjunto 1.500 millones de euros a través de la restauración fuera del hogar. 'Hoy el 25% de las comidas se hacen fuera de casa, pero estimamos que en 2010 será el 35%, independientemente del día de la semana, pero sobre todo en las grandes ciudades. Aún no estamos al nivel de otras capitales europeas', reconoce Alves.

'Lo que más nos sorprende es la aceleración de la restauración rápida, la gente quiere comer bien, barato y rápido y cada vez se preocupa más por la salud. Sobre todo entre semana, porque dejamos los excesos para el fin de semana', concluye.

El verdadero negocio de los grandes chefs

Los grandes chefs 'no ganan dinero con sus restaurantes, sino con otras actividades', asegura Paulo Alves. 'No puedes tener 14 personas en una cocina para servir 14 mesas, por mucho que cobres', afirma. En opinión del presidente del Club Greco, 'donde ganan dinero es con los negocios paralelos como los catering, las charlas o la asesoría'. Unas actividades donde 'sí que utilizan nuestros productos, en los que pueden dar su toque final'.

'Es difícil mantener en restauración una cuenta de explotación muy sana con modelos de negocio como los que ellos tienen, además no son locales que estén en el centro de la ciudad, sino en sitios donde tienes que ir expresamente', apunta.