PIB Mundial

China desplaza a Reino Unido como cuarta economía

Supera la producción del Reino Unido, pero su renta per cápita está todavía en los niveles Gabón o Namibia

La progresión económica de China continúa imparable. Si en 2004 superó a Francia en la lista de mayor producto nacional bruto (PNB), el año pasado hizo lo propio -si bien con un margen mínimo- con el Reino Unido. Según los datos que acaba de publicar el Banco Mundial, correspondientes a 2005, China es ya la cuarta economía del mundo en términos absolutos.

El aforismo 'gato blanco, gato blanco, lo importante es que cace ratones', con el que Deng Xiao Ping abrió la vía al capitalismo en un país comunista, ha dado lugar a tres decenios de fuerte crecimiento. Tanto, que Pekín busca, sin éxito, la fórmula para enfriar la economía y llevar el incremento del PIB por debajo del 10% en el que parece haberse estabilizado.

No hay que olvidar, en cualquier caso, que el tamaño absoluto de las economías no refleja el nivel de vida de su población. Aunque los habitantes de EE UU, Japón, Alemania o el Reino Unido (cuatro de las cinco mayores del planeta) disfrutan de elevadas rentas per cápita, no ocurre lo mismo con China o India, que basan su poderío en la población (con 1.300 y 1.100 millones de habitantes, respectivamente, suman más de dos tercios de la población mundial). Según los registros de la CIA, China ocupa el puesto 117 del mundo en términos de renta per cápita: 6.800 dólares, igual que Gabón o Namibia. Muy lejos quedan, en este caso, los 41.800 del Reino Unido, lo que da cuenta de la diferencia de riqueza entendida como bienestar.

Además, el boom económico de China en las últimas dos décadas ha estado marcado por una profunda desigualdad entre el campo y la ciudad. El Gobierno de Hu Jintao ha situado la reducción de esa brecha como uno de los ejes de su 11 Plan Quinquenal, junto con la reducción del consumo energético o la generalización de los seguros sociales.

Potencias clásicas y futuras

La tabla mundial de PNB está encabezada por Estados Unidos, con casi 13 billones de dólares. A mucha distancia le sigue Japón, que por fin ha salido de una crisis económica de casi un decenio. A partir del tercer puesto, las distancias son mucho más cortas: Alemania, China, Reino Unido y Francia (por ese orden) se encuentran en el intervalo que va desde los dos hasta los tres billones. Alemania, la mayor economía de Europa, produjo el año pasado por valor de 2,85 billones de dólares.

Después aparece ya China, si bien es cierto que su producción nacional bruta, según el Banco Mundial, fue en 2005 casi idéntica a la del Reino Unido: 2,263825 billones de dólares, frente a 2,263731 de éste. La distancia (un 0,004%) no tiene valor estadístico, pero la tendencia es clara: en un futuro no lejano China dejará lejos al Reino Unido e inquietará a Alemania. No en balde crece un 10% anual, frente al 1,7% de este último país. Con 1,1 billones de PNB, España ocupa el octavo lugar, ya claramente destacada de Canadá, aunque lejos de Italia, séptima economía mundial (1,72 billones). Detrás de Canadá aparece la India, en el décimo lugar. Junto a China, la otra gran potencia emergente.