Tipos de interés

Los tipos del bono europeo suben por cuarto día consecutivo

El ruido de alzas de tipos en Europa por encima de lo esperado está llevando arriba los intereses de la deuda a largo plazo. El rendimiento del bund alemán cerró ayer en el 3,385%, frente al 3,264% al que cotizaba el 13 de enero. Es la primera vez en tres meses que el precio de la deuda -cuya evolución es inversa a la del tipo de interés- baja en Europa.

Las perspectivas de una mayor inflación han tenido el mismo efecto sobre el tramo largo de la curva, hasta el punto de que el dibujo de ésta amenaza con invertirse -cuando los tipos a corto son más altos que a largo-. Ayer el economista jefe del Banco Central Europeo, Otmar Issing, profundizó la caída de la deuda al señalar que el repunte de la inflación representa un riesgo creciente. Otros miembros destacados del Banco Central Europeo se han expresado en esta misma línea en las últimas fechas.

Las perspectivas de mejora de la economía europea han llevado a la autoridad monetaria a preparar al mercado para los próximos movimientos. Un mayor dinamismo da margen al BCE para establecer una política de tipos de interés neutral, más acorde con la inflación. Actualmente, con la inflación rondando el 2,2% en la zona euro, los tipos de interés reales están en el cero. En países como España, con mayores subidas de precios, los tipos de referencia son negativos.