Oferta

Repsol confirma que hará una oferta por el negocio mundial de gas butano de Shell

Repsol YPF confirmó ayer que va a presentar una oferta por el negocio mundial de GLP (gas butano) de Shell, tal como se aseguró tras la compra de la red de Portugal de la angloholandesa por parte de Repsol. La petrolera española obtuvo en el primer trimestre del año un resultado neto de 845 millones, un 36,7% más que en 2004, por los altos precios del crudo e ingresos extraordinarios de 90 millones.

El director financiero de Repsol YPF, Luis Mañas, confirmó ayer ante los analistas que la compañía va a presentar una oferta por el negocio mundial de GLP (gases licuados del petróleo) de Shell. Este negocio, por el que Repsol ya había mostrado interés, está valorado en unos 2.000 millones de euros. Según fuentes de la compañía, la oferta se presentaría en el último trimestre del año y para ello se contratará al banco de negocios UBS. Tras la compra el año pasado por parte de Repsol del negocio de GLP de Shell en Portugal, ambas empresas ya se plantearon esta posibilidad.

Mañas realizó este anuncio durante la presentación de resultados trimestrales de la empresa, que ganó en el primer trimestre 845 millones, con un incremento del 36,7 % sobre el mismo periodo de 2004, debido a los elevados precios del crudo y a ingresos extraordinarios. El resultado de las operaciones del grupo fue de 1.483 millones, con un alza del 39,6%, y su cash flow creció un 20,7% hasta 1.509 millones.

Las cuentas presentadas ayer, que son las primeras adaptados a la normativa internacional, recogen unas partidas no recurrentes de 90 millones, que incluyen el cobro de la liquidación del accidente de Puertollano de 2003 y las plusvalías por la venta de acciones de su filial Gas Natural en Enagás y la de PBB Polisur. Sin estos factores, el resultado neto sería de 801 millones, un 25% más.

REPSOL 12,66 0,36%

Por áreas

Los resultados operativos de todas las áreas se incrementaron, especialmente, los de refino y marketing, un 112,0% y los del área química, que crecieron un 292,7%. En menor medida lo hicieron los resultados de exploración y producción, un 1,9% (650 millones), si bien, los de gas y electricidad se elevaron un 32,2%. El reducido crecimiento del resultado de exploración y producción se debió, a la apreciación del 5% del euro frente al dólar; al aumento de los diferenciales de precio entre crudos ligeros y pesados y a un cambio en la contabilidad de las aportaciones de cada una de estas actividades en Argentina.

La producción de hidrocarburos creció un 0,6%, hasta 1.132.000 barriles equivalentes de petróleo/día (de los cuales, 590.000 fueron de gas). La fortaleza del margen de refino, que subió un 106,8%, permitió compensar los menores márgenes de España y Argentina.

Las ventas de productos petrolíferos se incrementaron un 7,3 % alcanzado los 14, 1 millones de toneladas. Las ventas de GLP (butano y propano) crecieron un 6,2%, hasta 996.000 toneladas (un 8,4% más en España). El resultado de las operaciones en el área química ascendió a 161 millones frente a los 41 millones de 2004. Este aumento es consecuencia de los mayores márgenes internacionales en la química básica y en la derivada.

La deuda de Repsol YPF al final del primer trimestre se situó en 4.965 millones, con una reducción de 297 millones sobre diciembre de 2004. Este descenso obedece al cash flow generado, que permitió, además de financiar las inversiones del periodo y el pago del dividendo en enero. La ratio de endeudamiento se situó en el 22% y los costes financieros de la compañía se redujeron hasta los 194 millones.