Cada día un análisis

Los emergentes europeos destacan más que otros

Los fondos que invierten en renta variable de los países emergentes europeos mantienen un excepcional 2004 con una rentabilidad media del 21,55%, por encima de la obtenida por los fondos que invierten en Latinoamérica (10,04%) o en los países emergentes asiáticos (0,96%), estos últimos lastrados por la caída de las Bolsas en India y China que pierden un 1,66% y el 0,32% respectivamente.

Su buena evolución es asimismo destacable por su mantenimiento en el tiempo, con una rentabilidad acumulada a tres años del 22,68% y del 13,29% a cinco.

Dentro de la zona, los mercados más destacados son Hungría, cuyo índice BUX gana en 2004 un 27,89%, la República Checa con un 27,08% y Polonia con un 19,26%. El proceso de integración de los países del Este en la Unión Europea ha sido capitalizado por empresas locales y regionales, permitiéndoles lograr unos ritmos de crecimiento y desarrollo económico muy elevados que se han trasladado a cotizaciones e índices bursátiles. Las inversiones en estos mercados aumentaron en los últimos años al disminuir considerablemente la prima de riesgo país y por sus buenas expectativas de beneficios.

El fondo más destacado por rentabilidad es el WestAM Compass European Convergence A EUR con un 32,91%, líder Lipper en preservación de capital y rendimiento en tres años.