Wall Street

Detenidos 47 'brokers' por cometer fraude en el mercado de divisas desde hace 20 años

La Fiscalía del distrito sur de Nueva York ha inculpado a los 47 corredores de bolsa detenidos ayer en el marco de varias actuaciones del FBI en la denominada Operación Níquel de Madera, según ha informado el fiscal del distrito sur de Manhattan, James Comey.

Comey ha presentado esta tarde en rueda de prensa los detalles del fraude y los resultados de la investigación desarrollada por el FBI, la fiscalía y otras entidades gubernamentales.

Así, el fiscal ha indicado que en la operación fueron detenidas 37 personas y un total de 47 individuos resultaron inculpados, así como que estas detenciones "son resultado de 18 meses de operaciones secretas del FBI en el mercado de divisas de Nueva York y de otras ciudades que ha permitido sacar a la luz un "sorprendente conjunto de conductas criminales" por personas que trabajan en este sector.

Del mismo modo, ha explicado que los arrestos están relacionados con dos tipos de operaciones diferentes, uno para defraudar a pequeños inversores y otro a los grandes bancos.

En cuanto al fraude a pequeños inversores,Comey ha especificado que "más de mil pequeños inversores inocentes han perdido millones de dólares" en operaciones clásicas de "hervideros", que consisten en entusiasmar a inversores, entregando información falsa, para que compren títulos con escaso valor y que están en poder de los estafadores.

El segundo tipo, el fraude a los grandes bancos, se refiere a algunos de los mayores bancos del mundo, que fueron víctimas de empleados corruptos, situados en todos los niveles del mercado interbancario. Estos agentes de grandes bancos, como JP Morgan Chase o UBS aceptaron sobornos para inducir a estas compañías a negocios de divisas con pérdidas. Los que se beneficiaban son los acusados, que obtenían dinero y pagaban a los empleados corruptos por su ayuda.

El fiscal ha asegurado no conocer todavía el valor total de las pérdidas de los bancos pero "les podemos decir que en un período de seis meses la operación del FBI detectó 123 operaciones que proporcionaron a los acusados más de 650.000 dólares y que era un fraude que se venía desarrollando 20 años".

Ayer, agentes del FBI detuvieron en el distrito financiero de Nueva York, en Jersey City, New Jersey, y en Stamford, Connecticut, a 47 operadores de bolsa supuestamente implicados en un caso de fraude monetario.

Entre los detenidos hay tres empleados de una división estadounidense de la empresa de corretaje ICAP, y un corredor del banco suizo UBS. Los tres empleados de ICAP trabajaban en el departamento de francos suizos de una pequeña filial especializada en el mercado de divisas de New Jersey.