Concurso

Abengoa y ACS ganan dos contratos en Libia por 300 millones

Abengoa participa en el proyecto a través de su filial Instalaciones Inabensa, que ha mantenido la actividad tradicional de ingeniería civil del grupo Abengoa.

Las nuevas infraestructuras formarán parte de la línea troncal de transporte de la energía eléctrica del norte de África y su construcción permitirá el futuro enlace con Túnez, el país vecino de Libia.

El primero de los proyectos, valorado en 85,5 millones de euros, corresponde a la construcción de la transmisión eléctrica de alta tensión de 400 kilovoltios, con una longitud de unos 500 kilómetros entre las poblaciones de El Raweis y Wadi-Al Rabea en configuración de simple circuito. Además, está previsto instalar el cable de fibra óptica como sistema de protección de la línea, lo que, según Abengoa, supondrá además una importante aportación al sistema de comunicaciones libio.

ACS 18,17 7,51%

El segundo concurso adjudicado al consorcio liderado por Abengoa está valorado en 215,6 millones de euros y supone la construcción de cuatro subestaciones blindadas, del tipo de las subestaciones aisladas en gas SF6, también conocidas como GIS, con una tensión de 400 y 220 kilovoltios.

Este tipo de subestaciones incorpora diseños de tecnología avanzada orientados a los nuevos desarrollos de subestaciones eléctricas. Las subestaciones se construirán en las poblaciones de El Raweis, Tommina, Al Khaleei y Al Gawarsha.

Estos contratos representan el mayor volumen económico adjudicado hasta el momento a empresas españolas en Libia dentro de la actividad eléctrica y financiados con recursos propios del cliente, según un comunicado de Abengoa.

Inabensa, en África

Según el presidente de Inabensa, Alfonso González, 'participaremos muy activamente en el plan de expansión del sistema de 400 kilovoltios de la red eléctrica libia diseñado por la Compañía General Eléctrica de Libia (Gecol en sus siglas en inglés) para los próximos años, en los que aportaremos nuestra experiencia en el desarrollo y ejecución de proyectos de similares características'.

Con estos contratos, señala González, 'Libia se suma a la tradicional presencia que desde hace años Inabensa viene manteniendo en países como Marruecos, Mauritania, Kenia, Tanzania, Malí y Senegal'.

La operación ha supuesto una fuerte fuente de ingresos para la filial. Según el presidente de Inabensa, 'el importe de estos contratos sitúa ya la contratación de Inabensa en los 450 millones de euros en el presente ejercicio, lo que supone un incremento de un 43% sobre el mismo periodo del ejercicio anterior'.

Las ventas consolidadas del grupo sevillano de negocio de ingeniería y construcción industrial de Abengoa, en el que se integra Instalaciones Inabensa, superaron en el año 2002 los 646 millones de euros, lo que supuso un 42,5% de las ventas consolidadas del grupo Abengoa.

Esto quiere decir que las actividades tradicionales del grupo representan algo menos de la mitad de las ventas totales que obtiene la compañía que, desde su creación a mitad del siglo pasado, ha ido incorporando negocios como las nuevas tecnologías de la información, medio ambiente o los combustibles ecológicos, actividad esta última en la que la compañía concentra gran parte de su batería proyectos de investigación e inversiones en el futuro inmediato.