Generación

Pizarro aboga por "fuertes" inversiones en las redes que eviten cortes de suministro

El presidente de Endesa, Manuel Pizarro, aseguró que este verano no habrá "ningún problema" en el suministro eléctrico porque la garantía de potencia es suficiente, pero admitió la necesidad de abordar "fuertes" inversiones en distribución para "modernizar" las redes. Pizarro explicó, durante su primera conferencia de prensa como presidente de la eléctrica, que "no habrá problemas en generación" porque "hay garantía de suministro suficiente" para responder" al incremento de la demanda.

No obstante, precisó que siempre se pueden producir incidentes en las líneas de distribución por "imponderables" como tormentas o accidentes. En este sentido, Pizarro admitió la necesidad de "modernizar" las líneas de distribución para garantizar la calidad del suministro eléctrico, aunque señaló que esta actividad está "mal retribuida".

Pizarro subrayó que Endesa "no limita" sus inversiones en distribución y recordó que la compañía invertirá unos 3.200 millones de euros en esta actividad en los próximos cinco años. De hecho, la cifra de inversión en 2002 supera en cien millones de euros a la registrada un año antes.

ENDESA 20,78 0,58%

Transparencia

Por otra parte, el consejo de administración propondrá mañana a la junta la modificación de varios aspectos de los Estatutos Sociales para aumentar la transparencia en la gestión y facilitar a los accionistas el ejercicio de sus derechos. Estas modificaciones eliminan la exigencia de que el presidente y el vicepresidente de la empresa hayan sido consejeros durante al menos tres años para acceder al cargo, pero no la limitación de los derechos de voto al 10%.

Pizarro explicó, por otro lado, que Endesa pretende mantener el "colchón" de liquidez con el que cuenta actualmente, 4.926 millones de euros, por si se producen restricciones de crédito o surgen oportunidades de negocio. El presidente de la compañía explicó que el nivel de liquidez logrado es "un valor importantísimo" porque el acusado descenso de los tipos de interés puede restringir el crédito por parte de las entidades financieras. Por ello, Endesa mantendrá ese "colchón" de 4.926 millones, que le permitirá cubrir los vencimientos de la deuda de los próximos dos años.