Previsiones

El BCE ve posible una bajada de tipos en su reunión del próximo día 5 de junio

El vicepresidente del BCE, Lucas Papademos, ha asegurado hoy que de poder mantener el objetivo a medio plazo de contener la evolución de los precios, con una inflación inferior al 2% dentro de un margen de seguridad suficiente podría ser posible cambiar la orientación de la política monetaria con el fin de eliminar las fuerzas que frenan la actividad.

En este sentido ha afirmado que la apreciación del euro contribuirá a contener la inflación, lo que será "tenido en cuenta" por el BCE que celebrará su próxima reunión el 5 de junio. De estaforma, Papedemos ha dejado la puerta abierta a un eventual descenso de los tipos de interés.

En declaraciones a la prensa económica en Francfort, Papademos no ha querido adelantar las proyecciones semestrales que la entidad divulgará a mediados de junio, aunque ha vaticinado que los precios subirán a un ritmo algo inferior al 2 % en la segunda mitad del año y claramente inferior a esta cifra en 2004.

Débil crecimiento económico

Respecto al crecimiento económico de los doce países del euro, el vicepresidente se ha remitido a las previsiones válidas hasta ahora, de cerca de 1% , para todo el 2003, pero fuentes del banco emisor admitieron que el índice puede ser incluso levemente inferior. "El crecimiento económico en la zona euro será muy contenido para el resto del año" y la recuperación, que no se producirá hasta 2004, dependerá más de la demanda interna y menos de la externa, ha señalado el banquero.

Papademos ha calificado de "pequeño" el riesgo de deflación para el área y de "comparativamente bajo" para Alemania. "La deflación es indeseable, pero aunque los riesgos son mínimos, no podemos ser complacientes" y bajar la guardia. Se debe combatir este fenómeno aumentando la competitividad de la zona respecto a otras regiones, según el economista. El Gobierno de Berlín se ha enzarzado en un debate con el Fondo Monetario Internacional (FMI) y otros organismos sobre los riesgos, supuestos o reales, que corre su economía de entrar en una deflación, lo que ha sido rechazado, entre otros, por el presidente del Bundesbank (emisor), Ernst Welteke, y otros expertos.

Margen para bajar tipos

Por su parte, el presidente del banco central alemán, Ernst Welteke, uno de los dirigentes del Banco Central Europeo (BCE), acercó aún más la posibilidad de que la entidad europea baje los tipos de interés la semana que viene al considerar que la ralentización de la inflación en Alemania da "un margen de maniobra adicional para flexibilizar la

política monetaria". La inflación interanual en la locomotora de la zona euro registró un fuerte descenso en mayo, situándose en el 0,7% frente al 1% del mes anterior.