Divisas

El euro roza los 1,15 dólares, uno de los valores más altos de los últimos cuatro años

El euro ha terminado hoy la jornada fortalecido frente al billete verde y en torno a 1,15 dólares, uno de los valores más altos de los últimos cuatro años. Hacia las 16.00 horas GMT, la moneda única se cambiaba en el mercado de divisas de Francfort a 1,1485 dólares, el mismo valor de la mañana, mientras que el Banco Central Europeo (BCE) ha fijado hoy su cambio oficial en 1,1466 dólares. Actualmente, se encuentra a tan sólo un 3% de alcanzar su precio de salida, en enero de 1999.

La divisa europea ha llegado a subir durante el día a 1,1541 dólares, su marca más alta desde enero de 1999, si bien la recogida de beneficios originó poco después una caída de la divisa. Los expertos han destacado que, no obstante, el ambiente es muy favorable al euro y que ni siquiera algunas noticias macroeconómicas como la caída de la producción industrial alemana en marzo castigaron a la divisa. Para las próximas jornadas prevén que el euro se mantenga entre 1,1440 y 1,1550 dólares.

Esta semana la divisa europea se ha apreciado un 2,5% frente al dólar, lo que supone el mayor ascenso de los últimos diez meses. Entre los operadores existe la opinión de que los intereses en EEUU son demasiado bajos para atraer el flujo de capital que requiere para hacer frente a su elevado déficit por cuenta corriente.

Así, la zona euro tiene actualmente mayor atractivo para las inversores que EEUU y Japón, dado el diferencial de los tipos de interés con esas regiones. Además el banco europeo decidió ayer mantener el precio del dinero en el 2,50%, mientras el Banco de Inglaterra también dejaba inalteradas las tasas, en el 3,75% , el nivel más bajo desde 1955.

El presidente del BCE, Wim Duisenberg, manifestaba ayer que la reciente apreciación del euro "no tiene nada de excesivo" y se mostraba satisfecho de su evolución, tras agregar que el ritmo actual de apreciación es similar al de depreciación que sufrió hace dos años. El instituto de crédito europeo tampoco cree que las ganancias del euro frente al dólar tengan efectos negativos sobre las exportaciones de la eurozona y considera que la moneda única está ahora "al nivel que mejor refleja los fundamentos económicos" del área.

En los últimos días numerosas empresas alemanas y francesas han acusado un recorte de los beneficios trimestrales y rebajado sus previsiones de crecimiento para el conjunto del año, argumentando que la fortaleza del euro perjudica sus exportaciones, algo que podría influir negativamente en el crecimiento económico europeo.

En lo que va de año la moneda única se ha apreciado un 11% frente al dólar. La última carrera alcista del euro se produjo ayer, al superar la moneda los 1,15 dólares, poco después de que el Banco Central Europeo (BCE) diera a conocer su decisión de política monetaria.