Telefonía

El Gobierno exculpa a Vodafone de la avería que dejó sin conexión a sus abonados

El secretario de Estado de Telecomunicaciones, Carlos López Blanco, explicó hoy ante la Comisión de Ciencia y Tecnología del Congreso que la avería de Vodafone se trató de una "incidencia imprevisible", "por combinación simultánea de dos sucesos" en los que no hubo negligencia en la actuación de la operadora, por lo que no habrá sanción. Sin embargo, le exige que tome una serie de medidas que, de no cumplir, sí le supondría una sanción, por lo que permanece abierto el expediente del incidente.

De la explicación técnica del secretario de Estado se concluye que la avería se produjo al instalar en el nodo de señalización un software que contenía un error en el encaminamiento. æpermil;ste provocaba que los mensajes, en lugar de ser enviados al centro de conmutación, se enviaban a otro nodo de señalización.

El hecho de que los nodos no estuvieran protegidos para ese error, hizo que se produjera un bloqueo en el que se instaló el software y, al enviar el mensaje erróneo al nodo que tenía que sustituirle en caso de fallo, provocó el bloqueo de este segundo nodo y la consiguiente caída de la red.

El secretario de Estado explicó que Vodafone, tras corregir el error de software, implementó protección adicional en los nodos de señalización contra el software erróneo que provocó el incidente y se comprometió a que antes del 15 de mayo realizará el análisis y verificación de mecanismos de prueba de nuevos software.

Antes del 30 de junio deberá adoptar medidas de revisión de los mecanismos de comunicación entre operador y proveedores, de los accesos compartidos a bases de datos técnicos y de procedimientos de telecontrol para minimizar los tiempos de respuesta en situaciones de incidencia.

Quejas de usuarios

El secretario de Estado explicó que el incidente provocó 770 quejas por escrito de clientes ante Vodafone, de las que 170 no formularon reclamación, 368 han sido resueltas por Vodafone y 238 permanecen sin resolver a 31 de marzo. Señaló que el contrato tipo de Vodafone hace que la indemnización media por cliente sea entre 0,10 y 0,20 euros, ya que este contrato establece que al cliente se le abone en minutos el importe equivalente al precio que durante el periodo de interrupción del servicio hubiera abonado a Vodafone por todos los conceptos en la prestación de este servicio.

Paralelamente, Vodafone descontó a todos sus clientes el 50% de la facturación de sus llamadas los días 1 y 2 de marzo. El ministerio de Ciencia y Tecnología recibió 24 reclamaciones por interrupción del servicio que solicitaban indemnización que se remitieron a Vodafone, y cinco solicitudes de apertura de un expediente sancionador.