Bolsa

Los bancos europeos pierden la mitad de su valor bursátil en lo que va de año

La crisis económica en Latinoamérica y la debilidad de la economía han tenido especial incidencia en el sector bancario, que no solamente ha visto afectadas sus cuentas de resultados sino también su valor bursátil. Los títulos de entidades bancarias españolas como BBVA y SCH llevan perdido en lo que va de año más de un 30%, mientras que si extrapolamos a los bancos europeos, este porcentaje se eleva hasta el 50% en casos como el de BNP Paribas.

Sólo en el último mes, el índice europeo sectorial ha retrocedido un 13,6%, con caídas significativas como la de Santander (-22%), BBVA (19,85%) o ABN Amro. Los valores más penalizados han sido, claramente, aquellos que tenían una mayor exposición en Brasil. Según los analistas de Golmand Sachs, nueve bancos europeos tienen un excesivo riesgo en este país ya que su inversión supera los 1.000 millones de euros: Santander, ABN Amro, HSBC, BBVA, Deutsche Bank, Lloyds, CS Group, BNP Paribas y BNL.

Las fuertes alzas de ayer en el sector bancario europeo tras conocerse la ayuda prometida por el FMI a Brasil han supuesto un respiro para los títulos de estas entidades, pero se espera un año dificil y muchas entidades ya se han apresurado a rebajar sus previsiones de crecimiento para el ejercicio.

En nuestro país, las acciones de SCH y BBVA se han depreciado en lo que va de año más de un 30%. A la desconfianza inversora motivada por la crisis en Latinoamérica se ha unido el recorte de las recomendaciones de algunos analistas como Crédit Suisse, que ha rebajado tanto las estimaciones de beneficios como el precio objetivo de estos dos §grandes§ bancos: desde 11 a 7,7 euros en el caso del Santander y de 13,1 a 10,3 euros en el del BBVA, tras los decepcionantes resultados presentados por ambas entidades la semana pasada.

Ante estos alarmantes datos, el presidente del SCH, Emilio Botín, no ha podido hacer más que remitir una carta a los accionistas de la entidad transmitiéndoles su malestar por la cotización del banco que, a su juicio, "no refleja en absoluto el valor de nuestro grupo".

El oscuro panorama bursátil de la banca en España, se repite en Europa, donde el recorte de gastos ha llevado a algunas entidades a reducir sus plantillas. El banco alemán Dresdner Bank, filial de la aseguradora Allianz, va a suprimir hasta 3.000 empleos adicionales, además de los 7.800 anunciados hace un par de meses. Allianz, que adquirió Dresdner Bank el pasado año, no sólo ha comunicado pérdidas de 350 millones de euros en el segundo trimestre y ha reconocido que no podrá alcanzar su objetivo de crecimiento para final de año, sino que también ha perdido un 65,54% de su valor en bolsa desde comienzos de 2002.

El pesimismo inversor por la banca europea también ha afectado al francés BNP Paribas, que ha recortado su precio este año hasta un 54,26% y el Deutsche Bank que ha rebajado su valor hasta un 39,52%, entre otros.