Brasil

Los candidatos a la presidencia apoyan el acuerdo del Gobierno de Cardoso

Un 80% de la ayuda concedida por el FMI a Brasil, 24.000 millones de dólares, se entregará al país el año próximo, cuando lidere el Gobierno el candidato que gane las elecciones presidenciales de octubre.

Esta circunstancia, así como el hecho de que se harán revisiones trimestrales de la evolución económica para desembolsar el préstamo, pone en manos del candidato victorioso gran parte de la responsabilidad de que la ayuda se materialice.

No obstante, los candidatos a las elecciones, a quienes convocó ayer el presidente, Fernando Henrique Cardoso, para explicar el acuerdo y pedir su apoyo, mostraron su respaldo al pacto.

Luiz Inácio Lula da Silva, el líder del Partido de los Trabajadores, aprobó 'la idea de que Brasil tiene que tomar ese dinero porque la situación lo exige. Pero aún tengo que conocer los términos del acuerdo', puntualizó.

En una entrevista a la radio CBN, Lula da Silva afirmó que la nueva inyección de recursos financieros 'dará un aliento importante a Brasil' y reconoció que cambia el ambiente de la campaña electoral. 'Creo que ahora podremos realizar una campaña sin la amenaza de la fuga de capitales, de la subida del dólar, de la caída de las Bolsas de valores y del terrorismo diario de las agencias de calificación de riesgo. A partir de ahora, podemos discutir las cuestiones sociales que pueden mejorar la vida del pueblo brasileño', dijo.

Por su parte, el candidato por el Partido Popular Socialista, Ciro Gomes, señaló que él 'sería el último en arruinar los esfuerzos de los negociadores brasileños que están intentando encontrar una solución al desastre que este Gobierno ha producido'.

Estos dos candidatos aventajan hasta ahora al propuesto por el Gobierno, José Serra, quien también se pronunció sobre el crédito, que calificó de 'positivo'.

En su opinión, el acuerdo es bueno, 'primero, porque no implica un sacrificio adicional para la economía. Por ejemplo, la meta del superávit primario se ha mantenido. Además, el acuerdo aumenta la seguridad con relación al futuro. Los recursos del FMI que ya se utilizan se sumarán a los nuevos'. Serra admitió, a su vez, que la nueva ayuda internacional 'facilitará mucho la transición del Gobierno'.