_
_
_
_

La mayoría de emprendedores españoles crean su negocio con fondos propios

Autofinanciación: la principal estrategia de los emprendedores en España para lanzar sus negocios

Iniciar un negocio en España representa un considerable desafío. La mayoría de los emprendedores del país se lanzan a la aventura empresarial financiando sus proyectos con capital propio. Este es uno de los datos más relevantes extraídos del informe “El coste real de montar tu propia empresa”, elaborado por Hixcox, que analiza respuestas de más de 400 directivos de pequeñas y medianas empresas (pymes) españolas.

Fuentes de financiación para nuevos negocios

El informe de Hixcox revela que un abrumador 81,2% de los empresarios apuestan por sus ahorros para poner en marcha sus proyectos. Aunque esta es la opción predominante, existen alternativas complementarias, aunque menos frecuentes: un 29,4% recibe apoyo económico de familiares y amigos, un 26,5% recurre a financiación externa, un 6% hipoteca su vivienda, y apenas un 0,5% se beneficia de ayudas gubernamentales. Estas cifras ilustran la diversidad de estrategias de financiación, aunque subrayan una fuerte preferencia por el uso de recursos propios.

La crisis de la pandemia ha puesto de manifiesto la vulnerabilidad de las pymes en España. Similar a las tendencias de financiación en general, durante la pandemia, un 68,2% de las empresas se sostuvo a base de ahorros propios, mientras que un 31,6% buscó el apoyo de amigos y familiares, y un 30,6% obtuvo financiamiento externo para mantener a flote sus operaciones. Este periodo de incertidumbre subrayó la importancia del manejo eficaz de recursos y la necesidad de redes de soporte robustas.

Ingresos y nóminas de los emprendedores

El estudio también aborda la situación financiera personal de los fundadores de pymes, revelando que, en los primeros estadios, muchos navegan por aguas de gran incertidumbre económica. Un 61% de los emprendedores no cuenta con una nómina fija inicialmente. Entre aquellos que sí la tienen, el 62,7% disfruta de este beneficio desde el inicio, el 13,7% se asigna un sueldo durante el primer año, y el 19,3% en el segundo año. Este panorama refleja la variabilidad y los desafíos que enfrentan los emprendedores en sus fases iniciales.

Salud mental y retos legales de los emprendedores

Un aspecto preocupante que se destaca en el informe es el bienestar emocional de quienes dirigen pymes. Se ha observado que una gran parte ha experimentado efectos negativos en su salud mental debido a la carga de trabajo desde el inicio de la pandemia. Solo el 7,6% ha tomado una baja médica en los últimos tres años, con periodos más comunes de uno a tres meses. Los síntomas más reportados incluyen estrés (24,2%), problemas para dormir (20,8%), ansiedad (20,7%), depresión (11,4%) y otros síntomas relacionados (14,9%).

El estudio también pone de relieve la falta de protección frente a riesgos legales entre los directivos de pymes. Cerca de la mitad (50,3%) de las empresas no tiene seguros de responsabilidad civil para directivos y administradores (D&O), lo que los deja vulnerables a demandas por negligencias en el ejercicio de sus funciones. Una proporción significativa de directivos admitió haber enfrentado demandas, subrayando los riesgos legales que conlleva dirigir una empresa.

Formación y mejora de habilidades

Además de los desafíos financieros y de salud mental, el aprendizaje continuo y la mejora de habilidades son vitales para los emprendedores en España. En un mercado laboral que cambia constantemente, adaptarse mediante la actualización y adquisición de nuevas competencias puede determinar el éxito o el fracaso de una empresa.

La participación activa en redes de emprendimiento y la colaboración con incubadoras de negocios no solo proporcionan un apoyo práctico considerable, sino que también fomentan un ambiente de comunidad y cooperación. Estas redes ofrecen a los emprendedores acceso a recursos valiosos, consejos de expertos y oportunidades de networking.

En este contexto, los eventos de formación empresarial, talleres y seminarios juegan un papel clave, permitiendo a los emprendedores mantenerse al día con las últimas tendencias del mercado y las innovaciones tecnológicas. Así, estos espacios se convierten en herramientas esenciales que promueven el crecimiento sostenido y la resiliencia empresarial frente a los retos de un entorno competitivo y globalizado.

Crear y mantener una empresa en España es un proceso complejo que exige no solo inversión financiera, sino también una gestión cuidadosa de los riesgos legales y financieros. Además, el bienestar de los emprendedores es un tema crítico que necesita atención, dado que la salud mental puede verse afectada severamente por las presiones del entorno empresarial.

Sigue toda la información de Cinco Días en Facebook, X y Linkedin, o en nuestra newsletter Agenda de Cinco Días

Tu comentario se publicará con nombre y apellido
Normas
Rellena tu nombre y apellido para comentarcompletar datos

Más información

Archivado En

_
_