_
_
_
_
_

Biden hunde en Bolsa a US Steel al oponerse a la oferta de la japonesa Nippon Steel

La firma compradora insiste en llevar adelante la operación, mientras la estadounidense Cleveland-Cliffs se muestra dispuesta a estudiar una propuesta alternativa

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, saluda a sus seguidores durante un acto de campaña en Saginaw (Míchigan).
El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, saluda a sus seguidores durante un acto de campaña en Saginaw (Míchigan).Kevin Lamarque (REUTERS)
Miguel Jiménez

Las acciones de la compañía metalúrgica US Steel se han dejado más de un 18% de su valor en Bolsa en dos sesiones por la oposición del presidente de Estados Unidos, Joe Biden, a que la compañía sea comprada por la japonesa Nippon Steel, una operación de 14.100 millones de dólares. Lourenco Goncalves, consejero delegado de la siderúrgica estadounidense Cleveland-Cliffs, ha declarado que, en caso de no salir adelante la operación, consideraría la posibilidad de presentar una oferta, con el apoyo de los sindicatos, aunque a un precio significativamente inferior al ofrecido por la empresa japonesa. US Steel ya rechazó una oferta anterior de Cleveland-Cliffs.

“Es importante mantener empresas siderúrgicas estadounidenses fuertes impulsadas por trabajadores estadounidenses. Dije a nuestros trabajadores del acero que les cubría las espaldas, y lo dije en serio”, ha tuiteado Biden. “US Steel es una empresa estadounidense emblemática desde hace más de un siglo, y es vital que siga siendo de propiedad y gestión nacionales”, ha añadido.

Las palabras del presidente han alejado la cotización de US Steel del precio ofrecido en por la compañía japonesa. Han cerrado la sesión de este jueves a un precio de 38,26 dólares por acción, por debajo incluso de como cotizaban antes de que Nippon Steel presentase su oferta para comprar la empresa por unos 14.100 millones de dólares. Está a un 43% de los 55 dólares por acción ofrecidos por la compañía japonesa, en una clara señal de que los inversores no creen que la operación salga adelante.

La oferta de Nippon Steel superaba claramente la de 35 dólares que había planteado la estadounidense Cleveland-Cliffs y que desató la puesta en venta de la compañía. Cleveland-Cliffs se mostró dispuesta a elevar la oferta a 40 dólares, pero la propuesta japonesa fue muy superior.

Biden ha estado en los últimos dos días de campaña por Wisconsin y Míchigan, que se presentan como decisivos en la campaña para las presidenciales del 5 de noviembre. También es clave Pensilvania, donde US Steel tiene su sede operativa. Son tres Estados del llamado cinturón del óxido de Estados Unidos, con fuerte presencia industrial. Donald Trump y Joe Biden pelean especialmente por el apoyo de los trabajadores industriales, que pueden inclinar la balanza de un lado u otro.

Entrada a la planta de US Steel en Ecorse, Míchigan.
Entrada a la planta de US Steel en Ecorse, Míchigan.Rebecca Cook (Reuters)

Que se trate de un año electoral puede resultar clave para el fracaso de la operación. Aunque US Steel es una compañía centenaria y fue un gigante, su peso en la economía estadounidense ha decaído considerablemente. Además, hay otras empresas extranjeras, entre ellas la española Acerinox, con inversiones en el sector en Estados Unidos que nunca han resultado problemáticas. Japón es, además, un aliado estadounidense y el rechazo a la oferta es un gesto de proteccionismo que puede ser mal recibido en Tokio.

La operación fue aprobada de forma unánime por los consejos de administración de las dos compañías. las empresas anunciaron que el comprador respetaría todos los compromisos de US Steel con sus empleados, incluidos todos los convenios colectivos vigentes con sus sindicatos.

“Nuestra transacción ofrece claros beneficios a US Steel, a los trabajadores sindicalizados, a la industria siderúrgica estadounidense en general y a la seguridad nacional de Estados Unidos”, ha declarado Nippon Steel en un comunicado este jueves. “Ninguna otra empresa siderúrgica estadounidense puede afrontar por sí sola este reto y cumplir al mismo tiempo los requisitos antimonopolio”.

La operación necesita la aprobación del Comité de Inversiones Extranjeras en Estados Unidos (CFIUS), dependiente del Departamento del Tesoro. Tiene potestad para aprobar, bloquear o modificar el acuerdo por motivos de seguridad nacional, o remitirlo al presidente para que tome una decisión.

“Nippon Steel es el socio adecuado para garantizar el éxito de US Steel durante generaciones como empresa estadounidense emblemática. Estamos avanzando a través de la revisión regulatoria, incluyendo el CFIUS, mientras confiamos en el Estado de derecho, la objetividad y el debido proceso que esperamos del Gobierno de Estados Unidos. Estamos decididos a llevar esto a cabo y completar la transacción”, indica Nippon Steel en su comunicado.

La compañía recuerda que se ha comprometido a que US Steel invierta 1.400 millones de dólares adicionales y a que no haya despidos ni cierres de plantas hasta septiembre de 2026 bajo algunas condiciones.

Sigue toda la información de Cinco Días en Facebook, X y Linkedin, o en nuestra newsletter Agenda de Cinco Días

Newsletters

Inscríbete para recibir la información económica exclusiva y las noticias financieras más relevantes para ti
¡Apúntate!

Sobre la firma

Miguel Jiménez
Corresponsal jefe de EL PAÍS en Estados Unidos. Ha desarrollado su carrera en EL PAÍS, donde ha sido redactor jefe de Economía y Negocios, subdirector y director adjunto y en el diario económico Cinco Días, del que fue director.
Normas
Tu comentario se publicará con nombre y apellido
Normas
Rellena tu nombre y apellido para comentarcompletar datos

Más información

Archivado En

_
_