_
_
_
_
_

El Intercity, el único club de fútbol español que cotiza en Bolsa, salva sus cuentas pactando con Alpha Blue Ocean

El club alicantino, que milita en la tercera categoría del fútbol español, había impagado a sus jugadores y tuvo pérdidas que ascendieron a 6 millones de euros en la temporada 2022 / 2023

El delantero francés del CF Barcelona Ousmane Dembélé (c) intenta escaparse de los jugadores del CF Intercity, durante el partido correspondiente a los dieciseisavos de final de la Copa del Rey.
El delantero francés del CF Barcelona Ousmane Dembélé (c) intenta escaparse de los jugadores del CF Intercity, durante el partido correspondiente a los dieciseisavos de final de la Copa del Rey.Biel Aliño (EFE)

La Junta de Accionistas del Intercity, el único club de fútbol español que cotiza en Bolsa, ha aprobado este martes un acuerdo de financiación con el fondo de inversión Alpha Blue Ocean por importe de 11 millones de euros con el fin de garantizar la viabilidad de la entidad alicantina. En lo deportivo, en cinco años desde su fundación, el Intercity ha logrado escalar hasta Primera Federación, la categoría previa a jugar en segunda división en la que copa actualmente la octava posición dentro del Grupo 2. En lo económico, desde su debut en BME Growth en 2021, sus acciones se han depreciado un 93% ante los problemas económicos que atraviesa.

Nacido como un proyecto futbolístico que aspira a escalar categorías hasta alcanzar las máximas cotas para garantizarse su viabilidad, el Intercity combinó el mundo inversor con el futbolístico en una fórmula inusual en nuestro país. Las cuentas del club no cuadran según los últimos resultados disponibles, los correspondientes a la temporada 2022 / 2023.

Con un importe neto de la cifra de negocios de 1,25 millones de euros, el Intercity tuvo unos gastos de explotación y de personal de 7,03 millones de euros. Fruto del desequilibrio entre ingresos y gastos, el resultado de explotación fue de -6,02 millones de euros, agravando así los números rojos de -4,9 millones de la anterior temporada. Como resultado, tal y como informó Alicante Plaza, el club llegó a impagar a sus jugadores durante dos meses.

El auditor de las cuentas, Kreston Iberaudit, emitió entonces una opinión con salvedades que ponía en duda el futuro del club. “Tal y como se desprende de las cuentas anuales adjuntas, la sociedad presenta una cifra de patrimonio neto negativo por importe de -7,87 millones de euros, lo cual constituye una de las causas de disolución prevista en la legislación mercantil, al que se le añade la existencia de un fondo de maniobra negativo de -7,1 millones de euros. (...) La capacidad de esta Sociedad para realizar sus activos, y liquidar sus pasivos (...) está sujeta, fundamentalmente, al apoyo financiero que la Dirección espera recibir de sus accionistas y de terceros”, advertía entonces la auditora. Finalmente, el Intercity ha conseguido ese apoyo financiero con Alpha Blue Ocean.

Los detalles del pacto aparecen reflejados en BME Growth. La financiación se articula en forma de una emisión de bonos convertibles de 11,22 millones de euros en total y otra de Warrants de 2,24 millones. Con una duración de 24 meses de duración como máximo, los bonos son convertibles en acciones de nueva emisión. Si Alpha Blue no los ha convertido antes del límite, se convierten automáticamente en acciones al término del plazo. Dada la cuantía del total de bonos que se entregan y la capitalización de Intercity (2,7 millones de euros), a medida que Alpha Blue Ocean los vaya ejecutando, ganará cada vez más peso en el accionariado hasta diluir al resto de accionistas. Cuánto de diluidos quedan dependerá del precio de la acción. El club lo advierte: “Los accionistas de la Sociedad deberán tener en cuenta que su dilución final estará determinada por el precio de cotización de la acción de la Sociedad, siendo la dilución mayor cuanto más bajo sea precio al que se negocien las acciones de la Sociedad, y viceversa”.

Salvador Martí, presidente del Intercity, ha alabado esta operación económica. “Desde hoy podremos contar con esta inversión y hacer frente a todos los desafíos que se nos avecinan en las próximas temporadas”, dijo el dirigente del club alicantino para recordar que “este contrato garantiza la viabilidad del club para seguir creciendo con capital y sin endeudamiento”.

Con sede en Dubai y Bahamas y creada en 2017 por Pierre Vannineuse, Hugo Pingray y Amaury Mamou-Mani, Alpha Blue Ocean se describe a sí misma como un Family Office (un vehículo de inversión que administra la riqueza de una familia en concreto) que se dedica a “invertir nuestro propio capital para ofrecer a cotizadas de mediano tamaño, descartadas por el sistema bancario tradicional, soluciones innovadoras de financiación para ayudarles a perseguir sus proyectos”. En total, han invertido, según ellos mismos, 2.000 millones de euros. El pasado mes de septiembre, Alpha Blue Ocean firmó un acuerdo mediante el cuál otorgaba hasta 20 millones de euros en financiación a EiDF, la empresa de energía renovable que fue suspendida de cotización a instancias de la CNMV y que fue acusada por el supervisor de omitir información relevante a sus inversores.

Ya en febrero de 2022, Alpha Blue Ocean adquirió bonos convertibles del Intercity por valor de 4,5 millones de euros.

Sigue toda la información de Cinco Días en Facebook, X y Linkedin, o en nuestra newsletter Agenda de Cinco Días

La agenda de Cinco Días

Las citas económicas más importantes del día, con las claves y el contexto para entender su alcance
Recíbela

Sobre la firma

Fernando Belinchón
Madrid. 1994. Máster en periodismo económico por la Universidad Rey Juan Carlos. Redactor de la Mesa Web de CincoDías. En el periódico desde 2016.
Normas
Tu comentario se publicará con nombre y apellido
Normas

Más información

Archivado En

_
_