_
_
_
_

Juan Roig adelgaza la dirección de Mercadona y concentra poder en tres pesos pesados

José Jordá, Rafael Berrocal y Paco Espert han asumido nuevas funciones en los últimos meses. Junto a Héctor Hernández forman el núcleo duro de Roig

De arriba abajo y de izquierda a derecha, Juan Roig, presidente de Mercadona, y los directores generales de la compañía José Jordá, Paco Espert y Rafael Berrocal.
De arriba abajo y de izquierda a derecha, Juan Roig, presidente de Mercadona, y los directores generales de la compañía José Jordá, Paco Espert y Rafael Berrocal.
Javier García Ropero

Mercadona reorganiza su comité de dirección. Y lo hace de una manera profunda. La compañía que comanda Juan Roig anunció este viernes una remodelación centrada en sus departamentos de prescripción y compras, que en el caso de este último ha conllevado la eliminación de hasta seis direcciones generales.

A partir de ahora, el poder de decisión que se repartía entre siete directivos queda concentrado en dos personas: Paco Espert y Rafael Berrocal. El primero era hasta ahora director general de prescripción secos, y adquiere también rango de director comercial. El segundo, que era responsable de compras de mar, fruta, verdura y pan fresco, pasa a ser director general de compras de mar, fruta, verdura, horno y listo para comer.

El resto de directores generales de compras “pasan a integrarse en los nuevos departamentos”, según explicó la compañía en una nota de prensa, salvo el caso de José Miguel Fernández, quien era director general de compras transformados alimenticios, y que ha decidido dejar la compañía. Este formaba parte del comité de dirección de Mercadona desde 2017.

Con esta reorganización, y tras la salida en febrero de la que era directora de recursos humanos, Patricia Cortizas, el comité directivo de Mercadona queda reducido a ocho miembros, el menor número en al menos 15 años. En ese periodo, Roig no había llevado a cabo una consolidación de posiciones tan profunda. Además, los movimientos acometidos en los últimos meses han elevado el peso específico de tres de sus directivos, que se confirman como su núcleo de confianza.

Estos son los mencionados Paco Espert y Rafael Berrocal, que pasan a concentrar el poder de decisión de compras; y José Jordá. Este último, que hasta febrero era director general de tiendas y prescripción perecederos, sumó a sus responsabilidades la dirección de recursos humanos que quedaba vacante con la salida de Cortizas.

Jordá, Berrocal y Espert, por tanto, han concentrado poder de decisión durante este año, algo que tampoco es casual. Los tres son personas de la máxima confianza de Roig: son los únicos que se han mantenido en el comité de dirección de la empresa en los últimos 15 años, además de Héctor Hernández, director financiero desde 2019, año de la última gran remodelación en el comité directivo. Cuatro fijos dentro de un comité por el que han pasado un total de 33 directivos en ese periodo.

Con esta última remodelación dejan de tener rango de director general Guillermo Pérez, Teresa Pol, Francis Alonso y Marga Santos, además del mencionado José Miguel Fernández. David Cid, hasta ahora director general de compras derivados del petroleo y multinacionales, ha pasado a ser director general de logística, puesto que antes desempeñaba Rosa Aguado.

Roig, que en un mes cumplirá 74 años, pasa a rodearse de perfiles de su máxima confianza. Junto a sus tres pesos pesados, y a David Cid, el comité de dirección queda completado por Héctor Hernández, Pilar Sanz, Patricia Tobía y Elena Tejedor.

Una nueva fase en su estrategia de interproveedores

Mercadona explicó la  remodelación en su departamento de compras por el propósito de “continuar fortaleciendo, desde la unidad de acción, la relación con los proveedores con los que colabora Mercadona y así contribuir a consolidar una ventaja competitiva única fundamentada en la especialización, el liderazgo compartido y la confianza”. En 2018, la compañía abrió su modelo de interproveedores a un mayor número de empresas especialistas, con una búsqueda producto a producto, “con el doble objetivo de dar el salto de calidad que el modelo de Mercadona exige y continuar avanzando hacia una cadena de suministro ágil, eficiente y sostenible que los proveedores y los clientes demandan”, dijo la empresa. Su departamento de prescripción y compras ha alcanzado un tamaño de 1.200 empleados. Tras desarrollar esa estrategia, la empresa ahora apuesta por centralizar lo desarrollado.

Sigue toda la información de Cinco Días en Facebook, Twitter y Linkedin, o en nuestra newsletter Agenda de Cinco Días

Newsletters

Inscríbete para recibir la información económica exclusiva y las noticias financieras más relevantes para ti
¡Apúntate!

Sobre la firma

Javier García Ropero
Redactor de la sección de empresas, especializado en distribución, gran consumo y economía del deporte. Licenciado en Periodismo por la Universidad Complutense de Madrid y Especialista en información económica de la UIMP. Desarrolla su carrera en CincoDías desde 2011 tras haber pasado por El Mundo y Vocento.

Archivado En

_
_