_
_
_
_

Disney despide a Ike Perlmutter, el directivo que vendió Marvel a la compañía por 4.000 millones

La empresa se encuentra en pleno plan de reestructuración de la plantilla, con 7.000 recortes de empleo para ahorrar 5.500 millones de dólares

CINCO DÍAS
The Walt Disney Company

Cambios en la cúpula de Walt Disney. La compañía de medios audiovisuales y entretenimiento ha despedido al presidente de Marvel Entertainment, Ike Perlmutter, dentro del plan en el que está inmersa la empresa para recortar 7.000 empleos y reducir los costes en 5.500 millones de dólares.

Se da la circunstancia de que Perlmutter, de 80 años, había apoyado recientemente al inversor Nelson Peltz, en su ofensiva para recabar los apoyos necesarios y ocupar un puesto en el consejo de administración de Disney. El objetivo de Peltz era forzar cambios en la dirección de la compañía.

El veterano inversor, conocido por sus posiciones activistas, venía adoptando posiciones muy críticas con la gestión de Disney, especialmente a finales del año pasado, cuando la compañía cesó a su entonces consejero delegado, Bob Chapek, y lo sustituyó por Robert Iger. El propio Iger pilotó el citado plan de reestructuración de la compañía presentado a principios de 2023. Y tras anunciarlo, colmó las expectativas de Peltz que renunció a sus aspiraciones en el consejo. “Ahora Disney planea hacer todo lo que queríamos que hiciese”, declaró en una entrevista a la cadena estadounidense CNBC.

Aunque Marvel Entertainment es una pequeña división dentro de la compañía (se trata de la empresa responsable de la publicación de cómics y productos de merchandising), Ike Perlmutter es uno de los ejecutivos que ha propiciado el auge de la marca y el mundo de los superhéroes. Comenzó cu carrera en Marvel en 1993, cuando se convirtió en uno de sus directores. Tras la quiebra de la compañía, se alió junto a Avi Arad en 1997 para hacerse con el control y una década después se la vendió a Disney por 4.000 millones de dólares.

En 2015, el entonces director ejecutivo de Disney, Bob Iger, reestructuró Marvel, colocando Marvel Studios (la productora cinematográfica) bajo Walt Disney Studios. Fue una decisión que, según varias fuentes, enfureció a Perlmutter, quien retuvo el título de presidente de Marvel Entertainment, pero no supervisaría los presupuestos o el proceso creativo del estudio de cine.

Según la agencia Reuters, Perlmutter estaba molesto con el desempeño financiero de Disney bajo su exdirector ejecutivo, Bob Chapek, y el año pasado tomó la medida inusual de contactar a los miembros del consejo y ejecutivos de Disney varias veces para abogar porque Peltz ocupara un sillón en el máximo órgano de gobierno de la empresa.,

La cúpula de Disney había expresado su incredulidad por la propuesta de Perlmutter en nombre de un accionista. Un asesor externo de la compañía de entretenimiento dijo que Perlmutter pudo haber estado motivado por su enfado al ver que su papel en la compañía se venía diluyendo.


Sigue toda la información de Cinco Días en Facebook, Twitter y Linkedin, o en nuestra newsletter Agenda de Cinco Días

Newsletters

Inscríbete para recibir la información económica exclusiva y las noticias financieras más relevantes para ti
¡Apúntate!

Archivado En

_
_