Cuando el negocio son los servicios de apoyo a familias

Marbella Family ayuda a localizar personal cualificado, y gestiona alquiler y compra de vivienda; la empresa ayuda a familias a instalarse desde su país de orígen

La fundadora de Marbella Family, Helena Olcina (cuarta desde la izquierda), junto a socias de Sinergias Femeninas.
La fundadora de Marbella Family, Helena Olcina (cuarta desde la izquierda), junto a socias de Sinergias Femeninas.

Llevaba toda su vida emprendiendo, pero le faltaba algo. Ahora, ha encontrado su lugar en el Sur. Helena Olcina, madrileña, se dedicaba a las redes sociales, el marketing digital y el networking, que se le da muy bien. Pero tenía un vacío. En realidad, tenía dos vacíos. Le faltaba la luz del Sur y, sobre todo, le faltaba Fonsi, su hijo. Ahora tiene las dos cosas. Es una leona que todos los días sale a cazar para su cachorro. Ha fundado Marbella Family, una empresa que basa su actividad en el apoyo a las familias de la Costa del Sol, porque se trata de una empresa local. Ayuda a localizar servicio del hogar altamente cualificado, desde internas hasta chóferes, pasando por chefs, canguros bilingües o enfermeras.

Aunque el servicio más solicitado es el de asistentas hay otros que están despuntando como es el de apoyo a las familias (family support), que ha surgido por solicitud de los clientes. Son familias que, desde su país de origen, “nos piden que les ayudemos a localizar la villa, para alquiler o compra, la gestión de mudanzas, el servicio de limpieza antes de la colocación del personal del hogar”, cuenta Olcina.

Cuando vienen están arropados y una vez aquí el equipo de Marbella Family, generalmente Helena en persona, queda con ellos y les asesora sobre el tipo de los colegios que hay a su disposición, incluso los parques que pueden encontrar en los alrededores para que jueguen los niños. “Nos piden todo tipo de información porque para ellos todo esto es nuevo”.

Helena no se limita a gestionar su empresa, además es la presidenta de Sinergias Femeninas, un club empresarial de la Costa del Sol. Un club privado muy proactivo. Dice Helena que “no entra cualquiera, entran por recomendación y luego se evalúa para ver si son aptas para participar en el grupo. No se trata tanto de socializar como de hacer negocio”.

Agencia de Networking

El club ofrece negocio, puro y duro. “Soy de Madrid. En Madrid tenía una agencia de networking [relaciones laborales y contactos empresariales] y en Madrid somos como más estructurados para el trabajo. El networking está muy bien asentado. Aquí es diferente, me encanta vivir en la Costa del Sol, pero la diferencia principal en cuanto a negocio, creo que aquí es más de compadreo”. En Marbella, y en Málaga en general, la gente se conoce, se hacen amigos y luego ya vendrán los negocios. La idea de Helena es la contraria porque está enfocada al negocio.

“En mi club es al revés, se crean las sinergias, somos productivas, porque esa es la razón del ser del club. Cada vez que celebramos un encuentro lo primero es el networking para generar negocio y luego ya vendrá la relación social, pero primero el negocio”, señala. Las socias del club tienen madrinas que están distribuidas por grupos que respaldan y apoyan a las empresarias cada vez que entra una nueva. “Yo estoy como networker para crear colaboraciones entre ellas”.

Algunas de las miembros del club me cuentan que hay una hermandad preciosa, “muchas de nosotras ya somos amigas”. Pero Helena deja claro que la función de Sinergias Femeninas no es eso, “eso es algo secundario. Lo principal es el negocio”.

El club cuenta con doce grupos, uno por cada mes del año y liderado por cada una de las doce madrinas. Fue creado hace año y medio bajo el lema “Unidas somos más fuertes”. Se ha convertido en parte esencial de la actividad económica de la zona, que promociona el tejido empresarial de la ciudad y ayuda a generar empleo y a fomentar la actividad económica de la Costa del Sol. Esto se ha comprobado en el club, donde todas las empresarias han crecido y eso significa más empleo para sus negocios y toda la Costa del Sol. Es un club solo para mujeres, pero los hombres son bienvenidos. Son invitados para impartir ponencias y para otros eventos. “Es exclusivo para mujeres, pero no excluyente”.

Normas
Entra en El País para participar