Criptoinvierno

La deuda vinculada a los criptoactivos acumula pérdidas de hasta el 73%

Crecen las dudas por el desplome de Grayscale Bitcoin Trust. La rentabilidad de los bonos de Coinbase se ha disparado

Deuda cripto pulsa en la foto

Este no está siendo un buen año para los inversores de renta fija que acumulan fuertes caídas como consecuencia del desplome de los bonos ante la escalada de los tipos de interés por parte de los bancos centrales. Y si a la corrección de la deuda se suma el criptoinvierno, el castigo a los bonos de firmas expuestas a activos digitales alcanza el 73% desde hace un año, cuando el mercado cripto alcanzó sus máximos históricos.

La renta fija estadounidense en dólares acumula una caída en lo que va de año del 13,7%, recorte que se reduce al 11,3% en el caso de la deuda de alto voltaje o high yield. Sin embargo, entre aquellos bonos de empresas de Estados Unidos que no tienen rating de grado de inversión los grandes castigados son los de aquellas firmas que tienen exposición a los criptoactivos.

La deuda de Coinbase con vencimiento en 2026 acumula un desplome del 51,2% en lo que va de año, caída que se amplía al 57,3% desde hace justo un año. Entonces, esta emisión llegó a cotizar al 126% de su nominal, cuando ahora lo hace al 52,8%. La plataforma de compraventa de criptoactivos, que emitió el año pasado 1.250 millones de dólares en bonos convertibles con un interés semestral del 0,5%, ha visto cómo el rendimiento de esta deuda –que transcurre de forma inversa al precio– se ha disparado por encima del 19%, mientras que la rentabilidad de otra emisión que vence en 2031 ha tocado ya el 13%.

Una escalada de la que se ha hecho eco Moody's, que acaba de poner bajo revisión el rating de Coinbase, situado en Ba3, ante las turbulencias que afronta el sector de los criptoactivos. "Aunque Coinbase tiene un fuerte perfil de liquidez, el reciente y repentino colapso de FTX ha aumentado el nivel de incertidumbre en el entorno operativo de las criptomonedas, lo que genera mayores desafíos para todas las empresas que operan en el sector", apuntó el vicepresidente y analista sénior de Moody's, Fadi Abdel Massih. El experto apuntó además que

"actualizaremos nuestra evaluación del entorno operativo criptográfico y consideraremos hasta qué punto las perspectivas de Coinbase están vinculadas a factores más amplios que están fuera de su control".

La evolución de la deuda de Coinbase también se replica en otras empresas ligadas a los activos digitales. Es el caso de la empresa de software Microstrategy, que tiene en balance una cartera de 130.000 bitcóins. Sus bonos con vencimiento en 2028 registran un desplome del 27% desde los máximos de hace justo un año y cotizan al 75% de su nominal. Mayor desplome registran los bonos con vencimiento en 2026 de Marathon Digital, dedicada a la minería de activos digitales. Desde hace un año se hunden un 73%.

Más allá, las dudas del mercado sobre la evolución del mercado de los criptoactivos está lastrando al fondo de activos digitales más grande del mundo, el Grayscale Bitcoin Trust (GBTC). El vehículo, que cotiza en EE UU y que ha chocado con la negativa del supervisor del mercado estadounidense, la SEC, para convertirse en fondo cotizado (ETF), amasa el 3,5% de bitcóins en circulación en todo el mundo. Sus participaciones –es un fideicomiso–, que no acciones, acumulan una depreciación del 84% en los últimos 12 meses, por encima del 72% que recorta bitcóin, su activo subyacente. Recientemente ha sido además objeto de las críticas tras rechazar publicar una auditoría de sus activos bajo custodia –prueba de reservas–.

Grayscale es propiedad de Digital Currency Group, holding de empresas vinculadas a los activos digitales y dueño a su vez de Genesis, el bróker de criptoactivos que se encuentra buscando 1.000 millones de dólares de liquidez para evitar seguir el camino emprendido por FTX, que hace dos semanas solicitó acogerse a la ley de quiebras estadounidense por los graves problemas de liquidez que sufría. Por el momento, Genesis ha contratado a un experto en reestructuraciones y ha descartado solicitar la quiebra de forma inminente.

Normas
Entra en El País para participar