Distribución

Dia se volcará en su formato de proximidad para recuperar el terreno perdido con Lidl

Martín Tolcachir, su nuevo CEO, cree que se inicia la fase de recuperar cuora

La compañía ha perdido tres puntos desde 2018

Martín Tolcachir, consejero delegado de Dia.
Martín Tolcachir, consejero delegado de Dia.

Dia empieza una etapa de crecimiento. Al menos así lo asegura su consejero delegado a nivel global, el ejecutivo argentino Martín Tolcachir, nombrado a finales de agosto para tomar el testigo de Stephan Ducharme como primer ejecutivo de la compañía.

El que fuera responsable del negocio en Argentina da por cerrado un proceso de “redirección” que comenzó en 2019, cuando Letterone tomó la mayoría accionarial del grupo, y cree que este cuenta ya con un “modelo ganador” que les permitirá “acelerar nuestro crecimiento durante 2023”.

Así lo afirmó este martes en su primera comparecencia ante medios de comunicación. En ella, Tolcachir no desgranó un plan de negocio o de inversiones concreto, sino que dejó rasgos muy generales de lo que será el futuro más inmediato de Dia. “Queremos reinstalar Dia como la tienda de barrio, donde hacer una compra completa, de forma fácil, con un gran surtido, con una apuesta clara por frescos y una marca propia de alta calidad”, dijo Tolcachir como base del modelo comercial, que el grupo ha trasladado a su nuevo formato de tienda. Este ya está instalado en el 80% de su red de proximidad española y llegará al 100% en junio del año próximo.

Precisamente, ese modelo de proximidad, de “tienda de barrio”, es la principal apuesta de la compañía para volver a crecer. La compañía se ha deshecho en España de los supermercados de mayor superficie, primero deshaciéndose de Maxi Dia y después de los 235 tiendas de su formato La Plaza, que vendió en verano a Alcampo y que durante el próximo año dejarán de pertenecer a su red.

“Creo que tenemos una gran oportunidad enfocándonos a aquello que hacemos muy bien, y a lo que ahora es más demandado por el consumidor. Este tiende a una compra de cercanía y más frecuente, sin grandes abastecimientos. Nuestra apuesta es la proximidad”, resumió Tolcachir. De hecho, este aseguró que la situación actual de inflación supone una “ventaja competitiva” para su modelo. “Hacer una compra completa, cerca de casa, sin tentaciones superfluas, es algo muy valorado. A las grandes superficies les cuesta más y las tiendas de proximidad responden mejor”, dijo.

Un camino con el que Dia quiere recuperar el terreno perdido desde su descalabro de finales de 2018. Y es mucho. Solo en cuota, la compañía ha perdido desde entonces cerca de tres puntos,y ha sido superada por Lidl como tercer distribuidor alimentario en España y una cuota de un 6%.

“Estamos viendo que desde hace meses, de forma sostenida, crecemos más rápido que la media del mercado a superficie comparable. Estamos ganando cuota. Ahora entraremos en la fase de invertir para iniciar la fase de recuperación”, analizó el ejecutivo.

El último dato de Kantar le adjudica un 4,7% en el acumulado del año, aunque en el seguimiento mensual que hace la consultora se aprecia una evolución positiva desde antes del verano.

Para recuperar cuota y ventas, Dia deberá invertir en abrir nuevas tiendas. Como reveló a CincoDias su CEO en España, Ricardo Álvarez, el plan es abrir 100 establecimientos el próximo año, y superar las 3.000 a medio plazo. “En Argentina estamos con aperturas netas desde este año y en España llegaremos a ello durante el año que viene”, dijo Tolcachir, que no detalló un plan concreto de inversiones.

Este tampoco aclaró cuándo espera que Dia retorne a la senda de la rentabilidad. En el primer semestre de este año perdió 105 millones de euros, y no obtiene un beneficio neto anual desde 2017.

Tolcachir también explicó que Dia está testando un nuevo modelo de tienda en Portugal y Brasil, y también en Clarel, su cadena de tiendas de droguería, que sigue “dentro de nuestros planes”.

“Estamos haciendo un gran esfuerzo para contener los precios”

Inflación. El consejero delegado de Dia, Martín Tolcachir, se refirió también a la situación de subida de precios en los lineales de los supermercados. El ejecutivo reconoció que la situación es “tensa, con un nivel de inflación importante. Lo estamos viendo en todos los países y está generando un impacto en el poder adquisitivo de los consumidores”. En ese contexto, dijo que el rol de Dia es “trabajar con los proveedores y también en nuestros costes, para pelear por mantener los precios lo más bajos posibles todos los días”. Tolcahir añadió que “estamos llevando a cabo muchos esfuerzos “ para esa contención, a lo que también ayuda el “el entorno tan competitivo” que existe en la distribución alimentaria.

Normas
Entra en El País para participar