La élite del dividendo: 10 valores a prueba de crisis

Se trata de compañías que han acreditado durante años, incluso décadas, el compromiso con el accionista

La élite del dividendo: 10 valores a prueba de crisis
Getty Images

La estrategia de inversión por dividendos es tan antigua como efectiva. Se trata de elegir compañías que tienen una política de retribución al accionista generosa, consolidada y a la vez sostenible. De poco vale repartir muchos dividendos si no se puede garantizar el futuro de la firma.

Compañías centenarias como Coca Cola o Exxon Mobil llevan décadas haciendo gala de una gran consistencia a la hora de pagar un dividendo siempre creciente. Varios estudios han demostrado que este tipo de empresas tienden a generar unas rentabilidades bursátiles mejor que otros valores comparables.

En Estados Unidos denominan a aquellas cotizadas que llevan más de 50 años sin bajar su retribución al accionista los Reyes del Dividendo. Para las que han acreditado más de 25 años, la denominación es Aristócratas del Dividendo.

Mención aparte merecen las ocho compañías norteamericanas que llevan más de un siglo repartiendo beneficios. Son los zombis del dividendo, porque cumplen con su compromiso aunque estén moribundas, aunque la economía haya entrado en recesión o aunque haya una pandemia mundial. Son Coca Cola, Exxon, Procter & Gamble, Black & Decker, Colgate, Consolidate Edison, General Mills y PPG Industries.

1. Johnson & Johnson: un gigante con 59 años de fiel compromiso con el accionista

Johnson&Johnson

El fabricante de productos como el Frenadol, la crema Neturógena, el enguague Listerine y los champus Johnson’s es una máquina de generación de caja, de beneficios y de dividendos. Johnson & Johnson lleva 59 años de historia de pagos crecientes a sus accionistas.

Una de las grandes fortalezas de esta firma es que su modelo de negocio aguanta muy bien los periodos de recesión o bajo crecimiento económico. De hecho, en lo que va de 2022 las acciones de la compañía solo han caído un 3,7%, frente al desplome del 24% de la Bolsa estadounidense.

Al precio actual al que cotiza J&J, la rentabilidad por dividendo es del 2,75%. En el fondo Esfera I Baelo Patrimonio, la mayor posición en renta variable es esta compañía. También está como la segunda mayor posición en cartera del fondo DWS Top Dividend, que gestiona casi 20.000 millones de euros.

2. Exxon Mobil: cotizada en máximos con una rentabilidad por dividendo del 3,5%

ExxonMobil

Se trata de la mayor compañía petrolífera de Estados Unidos y sus acciones se han revalorizado un 64% este año, al calor de la fuerte subida del precio del petróleo. El grupo lleva más de 100 años pagando el dividendo de forma sostenida y creciente. Hacía ocho años que no cotizaba a estos niveles. Esto puede hacer que el margen de mejora sea algo más limitado.

En la actualidad, la rentabilidad por dividendo que ofrece el grupo es del 3,5%. Exon Mobil está cotizando prácticamente en máximos históricos, por encima de los 100 dólares por acción.

La compañía esta virando de tener un negocio 100% dedicado a la extracción, refino y venta de petróleo, a una cartera más diversificada. Ha decidido aumentar su capacidad para refinar también gas natural y tiene en marcha varios proyectos destinados a desarrollar energías limpias, como el hidrógeno verde.

3. Coca Cola: Sesenta años de alzas seguidas en el dividendo

Coca Cola

La multinacional estadounidense de bebidas lleva sesenta años consecutivos aumentando el dividendo para sus accionistas. El último incremento lo anunció en febrero, con un pago de trimestral a sus accionistas de 44 centavos por título, desde los 42 anteriores, a lo que sumó un programa de recompra de acciones para este ejercicio de 500 millones de dólares. Coca Cola pertenece de forma innegable al selecto grupo de compañías que más tiempo llevan aumentando el pago de dividendos. Lo hizo en 2009, tras la quiebra de Lehman, cuando pasó de los 0,38 dólares al trimestre a los 0,41. Y también el año de la pandemia, en que se mantuvo en 0,41 para aumentar a 0,42 en 2021.

La acción encaja el mal año generalizado de Bolsa con un descenso del 6%. Su rentabilidad por dividendo se sitúa en el 3,16%.

4. Nestlé: Fortaleza ante la inflación y constancia al remunerar

Nestle

El grupo suizo de alimentación aparece de forma recurrente entre las opciones predilectas de los gestores para invertir en tiempos de inflación galopante. Nestlé es una de las compañías que puede con claridad trasladar el aumento de los costes de producción al cliente.

Sus ingresos al cierre del tercer trimestre han superado las previsiones y la compañía ha ajustado al alza su estimación de aumento de ingresos para el conjunto del año, al 8%, desde una banda anterior entre el 7% y el 8%.

La buena marcha del negocio no evita una corrección de la acción este año cercana al 20%, pero Nestlé cuenta además con una sólida política de dividendos como reclamo para el inversor. También figura en el grupo de empresas con una trayectoria de décadas de alza de la retribución al acconista. En su caso, desde 1959 ininterrumpidamente.

5. Walmart: Casi medio siglo de retribuir cada año más

Wallmart

El gigante estadounidense de los grandes almacenes es otra de las compañías que puede presumir de una larga trayectoria de aumentos ininterrumpidos del dividendo. Con el incremento de este año, a un total de 2,24 dólares, van ya 49 años consecutivos, aunque solo se trate de una subida de un centavo de dólar. Este mínimo incremento es el que ha decidido cada ejercicio desde 2013. En ese año, el aumento sí fue más significativo: desde los 0,3975 dólares trimestrales en 2012 a los 0,47 dólares al año siguiente.

Walmart publicará sus resultados del tercer trimestre del año el 15 de noviembre. Las cuentas serán un valioso indicador para calibrar el impacto de la inflación en la demanda del consumidor estadounidense. La acción desciende en el año el 5,5%, tras lo que la rentabilidad por dividendo queda en el 1,71%.

6. Procter & Gamble: 9.160 millones en pagos al accionista para 2023

P&G

Procter& Gamble está encajando en su cuenta de resultados el impacto de la fortaleza del dólar, que deprecia los ingresos que esta multinacional de productos de consumo obtiene fuera de EE UU, aunque eso no supone cambios en el pago de dividendos. Entregará a sus accionistas un cupón trimestral de 91,33 centavos de dólar por título el próximo 15 de noviembre, con lo que la rentabilidad por dividendo se sitúa al filo del 3%.

Con el aumento de dividendo anunciado para este año, suma ya 66 ejercicios consecutivos de mejora de la retribución a sus accionistas. Para el conjunto de su ejercicio fiscal de 2023, cuyos resultados del primer trimestre presentó esta semana, prevé pagar unos 9.000 millones de dólares (9.160 millones de euros) en dividendos y una recompra de acciones de entre 6.000 y 8.000 millones de dólares.

7. Enagás: En el podio del Ibex de la rentabilidad por dividendo

Enagás

Las empresas españolas no están al nivel de los grandes grupos estadounidenses en cuanto a la trayectoria histórica en el pago de dividendos pero sí hay ejemplos de compañías con una retribución sólida y, sobre todo, con una atractiva rentabilidad por dividendo. La de Enagás ronda el 10% y es una de las más elevadas del Ibex 35.

La compañía, que presenta sus resultados del tercer trimestre este próximo martes, entrega cada año un dividendo a cuenta y uno complementario, ambos a cuenta del ejercicio anterior. La última retribución fue de 1,02 euros brutos en julio como dividendo complementario.

En sus últimas previsiones, Enagás anunció un aumento del dividendo del 1% en 2022 y en 2023 y que lo mantendrá en 1,74 euros por acción hasta 2026. El beneficio neto previsto este año 2022 se sitúa entre 380 y 390 millones de euros.

8. TotalEnergies: Dividendo extraordinario, alza del ordinario y recompras

TotalEnergies

Las petroleras y energéticas son habitualmente buenas pagadoras de dividendo a sus accionistas y ahora con el mercado y los precios energéticos a su favor son una apuesta renovada por el pago de cupón. El consenso de analistas espera que la francesa TotalEnergies eleve su dividendo en 2023 el 4,5%.

En este ejercicio, la compañía ya decidió en septiembre el pago de un dividendo extraordinario de un euro por acción, que abonará en diciembre y que se añade al programa de recompra de títulos en 2022 por 7.000 millones de euros. El dividendo ordinario que reparte este año ha aumentado el 5% respecto al año anterior.

La petrolera ha anunciado que su sólida generación de caja le permitirá elevar el pago de dividendo en los próximos 5 años. En el año, sus acciones sortean las bajadas y suben el 17%.

9. L’Oreal: Pago creciente que el mercado ajusta para 2023

Loreal

El grupo francés de cosmética y lujo anunció este viernes un aumento en las ventas en el tercer trimestre del 9,1%, superior a lo previsto, mostrando la fortaleza de su negocio ante la inflación y la desaceleración económica. Advirtió sin embargo de que en algunos mercados, como Reino Unido, está detectando que los clientes están optando por productos de cosmética más baratos, a consecuencia de la inflación. El aviso impactó en la acción y de hecho el consenso de mercado ha ajustado a la baja su estimación de pago de dividendo para el año próximo, a 5 euros por acción desde los 5,45 del pronóstico anterior.

El abono será en todo caso superior a los 4,80 del anterior pago. La compañía es una de las firmas más comprometidas con la retribución al accionista, que no disminuyó con la pandemia. En 2019 pagó 3,85 euros y 4 euros en 2020.

10. Colgate-Palmolive: En el club de los más veteranos de la retribución

Colgate

El podio de la constancia en el pago de dividendos a lo largo del tiempo está copado por empresas estadounidenses, que han hecho de la retribución al accionista parte indiscutible de su identidad. Colgate-Palmolive es una de esas compañías y comparte su solera en el pago de dividendo con firmas como Coca Cola, Exxon Mobile o Procter & Gamble.

Colgate-Palmolive está pagando este año un dividendo trimestral de 0,47 dólares por acción, que ha subido desde los 0,45 del año pasado y desde los 0,43 de 2019, antes de la pandemia.

La compañía estadounidense presentará sus resultados del tercer trimestre del ejercicio el próximo 28 de octubre. Sus acciones sufren una caída del 16% en lo que va de año y la rentabilidad por dividendo del valor se sitúa en el 2,64%.

Normas
Entra en El País para participar